21-10-2020 / 21:40 h EFE

El entrenador del Lugo, Mehdi Nafti, se ha mostrado preocupado por el esguince de Gerard Valentín, uno de sus jugadores más desequilibrantes, que provocó la expulsión de Antonio Luna antes del descanso, allanó el camino a la victoria ante el Girona (3-0) y tuvo que pedir el cambio en el inicio de la segunda mitad.

"Espero que sea un esguince. No creo que sea muy grave, pero no tiene buena pinta", indicó el preparador del conjunto gallego en una rueda de prensa telemática tras el partido.

Nafti ha debutado con dos victorias con el Lugo y dijo que tiene "un grupo receptivo" en el que "todos quieren subir al barco y aportar".

El técnico admitió que "la expulsión cambió el partido" con el Girona, que estaba 0-0 hasta ese momento, pero quiso dar mérito a sus jugadores más allá de haber jugado con uno más desde el descanso.

"El primer tiempo fue laborioso por nuestra parte, el Girona nos hizo un partido complicado y nos costó iniciar el juego, pero once contra once no recuerdo ninguna ocasión del Girona. Nosotros tenemos que saber por dónde empezar a construir nuestra casa, por la defensa", advirtió el exfutbolista, quien reconoció que en "seis días" en el Lugo durmió "dieciocho horas".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Marzo 2021
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD