28-09-2020 / 18:22 h EFE

Medio centenar de trabajadores de la planta de aluminio primario de San Cibrao (Lugo) se han concentrado ante el Pazo de Cea en Nigrn (Pontevedra), donde estn reunidos directivos de Alcoa y sindicatos, para reivindicar el mantenimiento de su empleo con consignas tales como "fuera yankis, pandilla de mangantes", "queremos trabajar y no emigrar" y "si no hay solucin, gobierno dimisin".

Son tantos los empleados como los efectivos de la Guardia Civil desplegados en la zona, en una jornada tensa que arranc a las nueve y media de la maana de este lunes con la ltima reunin de la mesa multilateral en la que se constat que la duea no quiere vender a Alliance GFG (Liberty House), que era un potencial comprador, y tampoco a la Sociedad Espaola de Participaciones Industriales (SEPI).

Tras ese encuentro telemtico, la multinacional americana mantuvo la convocatoria en Nigrn, a 280 kilmetros del ayuntamiento de Cervo, donde est asentada la fbrica, de la asamblea preceptiva para avanzar en un ajuste de empleo.

El presidente del comit de empresa, Jos Antonio Zan, ha lamentado en esta segunda convocatoria, que todava prosigue, tras un receso de hora y media para comer, que Alcoa condicionase a "despidos firmados" la ampliacin de un hipottico entendimiento con la SEPI para una eventual transaccin sin que de ello tuviese constancia alguna la plantilla.

"No se puede negociar de este modo", ha recriminado Zan, y ha aadido que, si es preciso, haya una intervencin, toda vez que la autoridad laboral, -ha dicho-, ya ha remitido dos requerimientos a Alcoa para que deje la "mala fe".

En la reunin de Nigrn hay un nico punto en el orden del da, que es la negociacin de las condiciones para aplicar un expediente de regulacin temporal de empleo (ERTE) y, en caso de que no haya acuerdo entre las partes, la aplicacin de un ERE -un despido colectivo- que podra afectar a 534 trabajadores de la fbrica de aluminio primario, as como a los empleados de las compaas auxiliares.

Es por ello que el comit de empresa sigue reclamando al Gobierno de Espaa que, llegado el caso, intervenga la fbrica mariana para evitar su cierre, pues creen que la propuesta de Alcoa pasa por realizar una hibernacin ordenada de las cubas de electrolisis, una lnea roja que este rgano no est dispuesto a traspasar.

Los representantes de los trabajadores recuerdan que las cubas de electrolisis son el verdadero corazn de la fbrica, de modo que su parada supondra la muerte del complejo industrial.

Es ms, el comit insiste en que cualquier acuerdo debe cimentarse sobre la premisa de mantener el 100% de la produccin y, consecuentemente, de los puestos de trabajo.

Alcoa vendi el ao pasado al fondo suizo Parter Capital las plantas que tena en Avils y A Corua, despus de un largo proceso que arranc a finales de 2018 cuando la multinacional estadounidense anunci su intencin de cerrar las dos fbricas, que justific por los altos costes de la electricidad en Espaa, la necesidad de hacer fuertes inversiones en las mismas y la difcil coyuntura en los mercados de aluminio.

Pero Parter Capital no tard en deshacerse de las dos plantas de Alcoa, que fueron adquiridas por el Grupo Riesgo ya bajo la denominacin de Alu Ibrica.

Este grupo garantiz en principio el mantenimiento del empleo y anunci una inversin de 250 millones en cinco aos en las instalaciones, pero las dudas sobre que Riesgo tenga un plan industrial provoc las protestas de los trabajadores, que han pedido al Gobierno que las intervenga.

El complejo industrial de San Cibrao, asentado entre los municipios marianos de Xove y Cervo, el nico que le queda a Alcoa en Espaa, est compuesto por una fbrica de aluminio y una planta de almina, que emplean a 633 y 510 personas, respectivamente, y su peso en la economa local es de tal envergadura que representa un tercio del producto interior bruto de la provincia de Lugo.

Despus de aos de tiras y aflojas, generalmente provocados por el precio de la energa, que en el caso de las industrias electrointensivas representa un porcentaje muy elevado de los gastos de explotacin, Alcoa comunic el pasado 28 de mayo al comit de empresa de la fbrica el inicio de un perodo de consultas para el proceso de despido colectivo.

Ahora, meses despus, ha indicado que la venta resulta imposible por "demandas poco razonables".

As las cosas, segn el acuerdo alcanzado el 13 de agosto con los representantes de los trabajadores, que fue avalado por el Gobierno y la Xunta, la empresa se rene hoy con los representantes de los trabajadores con el tema nico de un plan social para un Expediente de Regulacin Temporal de Empleo (ERTE) o, a falta de acuerdo sobre un ERTE, la aplicacin del mencionado despido colectivo permanente.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo ms tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Enero 2021
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD