03-09-2020 / 16:50 h EFE

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, ha responsabilizado este jueves a los dirigentes de la Junta de Castilla y León de las muertes vinculadas a la covid-19 por la falta de profesionales y equipos de protección y ha pedido la dimisión del vicepresidente, Francisco Igea, por decir que las medidas restrictivas se entenderían mejor con "4.000 ataúdes" en la plaza.

A través de sendos mensajes en su perfil de la red social Twitter, Puente se ha referido a las palabras pronunciadas por Igea en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, en la que ha expresado que le gustaría que "alguien" hubiera colocado en la Plaza Mayor de Valladolid "los 4.000 ataúdes" de las personas fallecidas durante la pandemia en la Comunidad en lugar de "sillas vacías" para protestar por las medidas tomadas.

Tras conocer estas declaraciones, Puente ha escrito: "Siempre he creído que era un personaje despreciable. Sin ética y sin escrúpulos. Lo peor que le ha pasado a Castilla y León en mucho tiempo", como referencia a las palabras de Igea sobre los 4.000 ataúdes.

Posteriormente ha defendido en otro mensaje a los representantes del sector cultural que protestaron ayer por las medidas restrictivas de la Junta que afectan a los aforos de los espectáculos programados para estos próximos días.

"La gente de la cultura que se concentró ayer en la Plaza Mayor no es responsable de ninguna de esas muertes. Vosotros sí. Ni rastreadores, ni médicos, ni reactivos, ni equipos de protección. Si tuvieses vergüenza te ibas a casa después de lo que has dicho", ha rematado el alcalde de Valladolid.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2020
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD