20-08-2020 / 11:39 h EFE

El Gobierno de Melilla se hará cargo de la atención a la treintena de inmigrantes que hoy han logrado saltar la valla fronteriza entre España y Marruecos en la ciudad autónoma en el centro de acogida temporal habilitado en la Plaza de Toros, pero ha pedido al Ejecutivo central que lleve a cabo traslados a la península para reducir la presión asistencial que sufre.

A preguntas de los periodistas, el presidente del Gobierno de Melilla, Eduardo de Castro (Cs), ha recordado que hace varias semanas, durante el estado de alarma, el Ejecutivo central llevó a cabo el traslado a la península de un grupo de inmigrantes que se encontraba acogido en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI).

“Esperamos que se pueda habilitar algún mecanismo para que se reduzca esto”, ha dicho De Castro en alusión al número de residentes que hay en el CETI, que lleva meses muy por encima de su capacidad máxima, lo que llevó al Ministerio de Seguridad Social, Inclusión y Migraciones a no admitir a más personas en dicho centro.

Desde el inicio de la pandemia, la Ciudad Autónoma se ha hecho cargo de la atención de los inmigrantes que han ido accediendo de forma irregular a Melilla, primero en un campamento habilitado en el complejo hostelero V Pino, muy cerca de donde hoy se ha producido un salto a la valla protagonizado por 300 inmigrantes, y después en la Plaza de Toros, donde se habilitó un centro temporal de acogida de personas sin hogar en la ciudad.

“Seguimos teniendo el mismo problema, cada vez que entran estas personas hay que asistirlas, no hay otra forma de hacerlo porque no podemos negarles lo más básico, que es un techo, comida, y cuidados sanitarios, y más en los tiempos que corren”, ha argumentado el presidente melillense.

De Castro ha dicho que el Gobierno de España “sabe perfectamente el problema” que sufre Melilla y “están en ello desde hace mucho tiempo”, pero ha reiterado su petición para que se produzca un traslado de inmigrantes a la península, que permita reducir la presión migratoria y asistencial que sufre la ciudad.

Respecto al salto a la valla que se ha producido hoy, el presidente de Melilla ha dicho estar informado desde primera hora y ha lamentado que la ciudad vuelva a sufrirlos, aunque ha dicho que era previsible que pudiera suceder.

“Ya sabemos que iba a producirse, hay mucha gente al otro lado de la valla y aprovechan su oportunidad” porque “de forma desesperada quieren llegar a la ciudad”, ha dicho De Castro, según el cual la labor desde este lado de la frontera es impedirlo”, algo que se ha hecho recientemente con el rechazo de varios intentos de salto al perímetro fronterizo.

De Castro ha confiado en que se siga manteniendo esa vigilancia en el perímetro “y que se pueda contener cualquier otra avalancha que pueda venir del número que sea”.

“Es nuestra obligación proteger la frontera, como no puede ser de otra manera”, ha afirmado De Castro, que ha recordado que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y la Delegación del Gobierno son los competentes “y están en ello desde el primer momento”.

Unos 300 inmigrantes han intentado acceder hoy a Melilla de forma irregular y una treintena lo ha logrado en un salto a la valla que se ha producido esta madrugada, sobre las 6.30 horas de la mañana, en el que un inmigrante ha fallecido, ocho han resultado heridos, y otros tres agentes de la Guardia Civil también han sufrido lesiones leves.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Enero 2021
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD