05-07-2020 / 15:30 h EFE

El portavoz de Economía del grupo parlamentario Unides Podem, Ferran Martínez, ha presentado una proposición no de ley en la que plantea al Consell que, en el marco del diálogo social, impulse un acuerdo para potenciar el teletrabajo, garantizando su carácter voluntario y reversible así como la igualdad entre las trabajadoras y trabajadores.

Martínez argumenta que la crisis de la COVID-19 ha supuesto un aumento considerable del teletrabajo, aunque ha matizado que el número de personas acogidas a esta modalidad laboral está todavía está lejos de llegar a su máximo potencial.

De este modo, ha recordado que, según un informe del Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas, la proporción de los y las trabajadoras de la Comunitat Valenciana que podrían teletrabajar sería un 20,9%, un total de 437.000 personas.

El teletrabajo, considera el parlamentario, puede ofrecer importantes ventajas tanto a las empresas como a las trabajadoras, pero ha advertido que no está exento de riesgos que pueden repercutir en un empeoramiento de las condiciones laborales.

Entre ellos ha citado el solapamiento entre las dos esferas, que propicia jornadas laborales sin fin y que los y las trabajadoras tengan que tener una disponibilidad permanente, así como el aislamiento, ya que al no compartir el espacio físico de trabajo se puede dificultar la acción colectiva y acentuar el desequilibrio en la relación entre trabajador y empresa.

Igualmente, esta modalidad dificulta el control sobre las condiciones de salud y seguridad en las que se trabaja y además puede ocasionar que se trasladen a los trabajadores y trabajadoras los costes asociados a la actividad de la empresa, como el pago de facturas, informática y ofimática o mobiliario.

El portavoz de Economía de Unides Podem ha señalado que el marco normativo todavía necesita ser desarrollado para adaptarse a esta nueva realidad laboral, de modo que a nivel estatal el Gobierno de España ha publicado el Anteproyecto de Ley del trabajo a distancia que establecerá una legislación específica sobre esta materia que hasta ahora no existía y a nivel autonómico, el Proyecto de Ley de la Función Pública Valenciana preverá también el despliegue de esta modalidad de trabajo en el seno de la administración pública valenciana.

Unides Podem propone que el Servicio Valenciano de Ocupación y Formación, Labora, elabore una guía práctica para trabajadoras y empresas de adaptación al teletrabajo y que el Instituto Valenciano de Salud realice un informe para prevenir y abordar los riesgos laborales asociados al teletrabajo tanto de tipo ergonómico como psicológico.

Asimismo, plantea que en el marco del diálogo social, el Gobierno valenciano impulse un acuerdo para potenciar el teletrabajo y reclama que la Administración pública autonómica continúe profundizando su proceso de adaptación al teletrabajo habilitando las herramientas telemáticas y los equipos necesarios.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Marzo 2021
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD