22-06-2020 / 16:41 h EFE

La consejera delegada de Metro de Madrid, Silvia Roldán, ha declarado este lunes que no tiene intención de "escatimar" gastos ni "eliminar" proyectos pese al impacto económico de la pandemia del coronavirus en el suburbano, si bien ha asumido que "hay que replantear inversiones".

Roldán ha protagonizado una comparecencia ante la Comisión de Transportes, Movilidad e Infraestructuras de la Asamblea de Madrid en la que ha señalado que Metro prevé sumar en 2020 unos "sobrecostes" de 20 millones de euros ligados a las medidas contra el coronavirus, tales como limpiezas, material de protección, desinfecciones o métodos de control de aforo.

Por otro lado, el descenso de la demanda (Metro calcula acabar 2020 con un 45 % menos de viajes totales que 2019) rebajará la aportación a Metro del Consorcio Regional de Transportes de Madrid (CRTM) al mínimo recogido por su contrato programa (891 millones de euros), lo que supondrá una "pérdida de ingresos" por este concepto de 36,4 millones de euros respecto a los 927 que el CRTM aportó al suburbano en 2019.

"Nos encontramos ante una situación económica muy delicada", ha admitido Roldán, quien no obstante ha manifestado su apuesta por mantener acciones "fundamentales" previstas para los próximos meses, como la contratación de 300 maquinistas o la compra de 67 trenes.

En este sentido, ha señalado la importancia de renegociar cuanto antes un nuevo contrato programa con el CRTM (el actual fue firmado en 2016) para definir el nuevo contexto económico de Metro.

Una vez este se haya dilucidado, ha indicado Roldán, Metro podrá solicitar a la Consejería de Hacienda las sendas autorizaciones que necesita para superar su tasa de reposición (para la contratación de maquinistas) y su límite de endeudamiento (para la compra de trenes y la ejecución de las opciones de compra del material que tiene arrendado).

"No vamos a replantear inversiones en seguridad, inversiones en seguir dando un servicio de calidad, inversiones en hacer palanca para que el sector del transporte sea la palanca necesaria para la creación de empleo", ha subrayado.

Roldán ha avanzado, asimismo, que dada la merma de viajeros Metro "seguramente" tendrá que renegociar, "con una pérdida evidente de ingresos", los contratos que rigen actividades como el alquiler de soportes publicitarios o de locales comerciales.

La consejera delegada también ha pasado revista al impacto del coronavirus en la plantilla del suburbano, de la que cuatro trabajadores han muerto por COVID-19.

Actualmente, Metro tiene 25 trabajadores enfermos y con COVID-19 confirmada, 7 en observación domiciliaria y 615 "especialmente sensibles" por su edad o por patologías previas que están en aislamiento o con baja laboral.

Hasta el 19 de junio se habían realizado 246 test PCR a empleados con sospecha de tener coronavirus, de los que 17 han dado resultado positivo.

Por último, la consejera delegada ha indicado que la semana pasada se reanudó la negociación del convenio colectivo de Metro.

Además, en la misma sesión de la comisión ha habido varias preguntas dirigidas a la viceconsejera de Transportes, Movilidad e Infraestructuras, Consolación Pérez, quien ha comentado que, en el caso del CRTM, se prevé que la disminución de los ingresos derivados de la venta de títulos de transporte se sitúe "por encima de los 250 millones de euros".

Por ello, la Consejería ha solicitado a la administración central "que acelere" la transferencia de la aportación al CRTM que le adeuda, que asciende a 126,8 millones de euros.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2020
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD