20-05-2020 / 21:40 h EFE

Milicias bajo el mando del llamado Gobierno de Acuerdo Nacional sostenido por la ONU en Trípoli (GNA) aseguraron hoy haber destruido tres unidades antiaéreas clase "Pantsir", de fabricación rusa, informó el portavoz de la fuerza conjunta Mohamed Qanunu.

En declaraciones a la medios, el oficial explicó que unidades aéreas detectaron los aéreos en la localidad de Tarhouna, situada a unos 90 kilómetros al sureste de la capital, y en la población de Al Washaka, próxima a la ciudad de Sirte, 450 kilómetros al este de Trípoli.

"Las Fuerzas Aéreas lanzaron cinco ataques en Tarhouna y destruyeron también un vehículo blindado Tiger, de fabricación emiratí, un cañón de 130mm y 3 vehículos", añadió.

Una fuente de seguridad informó, por su parte, que al menos cuatro personas perdieron la vida en una serie de ataques aéreos atribuidos un avión emiratí adscrito a las fuerzas bajo el mando del mariscal Jalifa Hafter, tutor del gobierno no reconocido en el este de Libia y hombre fuerte del país.

El ataque, que no ha sido confirmado por fuentes independientes, habría tenido lugar en la ciudad de Gharyan, situada a unos 90 kilómetros la sur de la capital.

Libia es un estado fallido, víctima del caos y la guerra civil, desde que en 2011 la OTAN contribuyera militarmente a la victoria de los diversos grupos rebeldes sobre la dictadura de Muamar al Gadafi.

Desde que en abril de 2019 Hafter pusiera cerco a la capital para arrebatársela al GNA, impuesto tres años antes por la ONU tras su fallido plan de paz- el enfrentamiento fratricida se ha tornado en un conflicto multinacional privatizado sin Ejércitos, librado por milicias locales y mercenarios extranjeros contratado por ambas partes.

El GNA anunció el lunes la conquista de la base aérea de Al Watiya, una de las más grandes del país, en la que es su mayor victoria desde que hace 14 meses el mariscal levantara un cerco a la capital.

La recuperación de las milicias afines al GNA, que luchan junto a las de la ciudad-estado de Misrata, se atribuye a la intervención de Turquía, que desde principios del año ha enviado soldados turcos y miles de mercenarios sirios.

Hafter, por su parte, cuenta con el apoyo de mercenarios rusos y sudaneses, además de la ayuda económica y militar de Jordania, Arabia Saudí, Egipto, Emiratos Árabes Unidos, Rusia y Francia.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2020
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD