28-04-2020 / 18:41 h EFE

El gobierno catalán, que incrementará hasta las 309.000 las pruebas PCR de COVID-19 en las próximas seis semanas, ha insistido hoy con más contundencia en la necesidad de un desconfinamiento ordenado por horarios para impedir la coincidencia de muchas personas en las calles.

Aunque los hospitales catalanes están aligerando sus UCIS, que hoy están al 62 % de su capacidad triplicada, los casi 10.000 muertos que acumula Cataluña, 159 en las últimas 24 horas, y los más de 155.000 casos positivos o posibles infectados, hacen temer un posible rebrote si la desescalada no se hace con precaución.

Por ello, los tres consellers que cada día informan de la pandemia, Meritxell Budó, Miquel Buch y Alba Vergés, han vuelto a insistir en que la próxima autorización para hacer deporte individual al aire libre y pasear, sumado a la salida de los menores, puede ocasionar encuentros masivos en el espacio público que podrían facilitar la propagación de un virus que aún no está vencido.

Por ello, la Generalitat ha propuesto franjas horarias para ordenar las salidas de la ciudadanía conforme avance el desconfinamiento para que niños, deportistas, ancianos y parados salgan a la calle en distintos turnos durante el día.

La propuesta que la Generalitat ha trasladado al ministro de Sanidad, Salvador Illa, es que, cuando las condiciones sanitarias lo permitan, entre las seis y las ocho de la mañana se pueda salir a practicar deporte individual, entre las ocho y las nueve se reservaría para la movilidad laboral, de las nueve a las once para ancianos y personas con discapacidad y de las once a la una del mediodía, para los menores de hasta 5 años.

Tras una pausa entre una y cuatro de la tarde, para que los ayuntamientos puedan limpiar y desinfectar y para dejar una franja por si en el futuro la pueden ocupar otros colectivos, de cuatro a seis de la tarde saldrían los menores de 6 a 13 años, y de seis a ocho, los adolescentes de 14 a 17 años, junto con adultos afectados por ERTE, parados o teletrabajadores.

Entre las siete y las nueve de la tarde podrían volver a practicar deporte de forma individual, como correr o pasear.

La consellera de Salud, Alba Vergés, ha explicado que estas franjas horarias se han trabajado "de forma rigurosa y científica", sin intentar "causar confusión" y que ya han comunicado la propuesta al ministro Illa, a quien ha pedido que "no aplaste" las propuestas de Cataluña para un desconfinamiento "ordenado".

Vergés ha defendido que el desconfinamiento se ha de adaptar a la realidad de cada lugar y en lugares más despoblados "se ha de vigilar de diferente manera" que en Barcelona, el Vallès o el Baix Llobregat, las "zonas calientes" de afectación del coronavirus en Cataluña.

En las últimas 24 horas se ha ralentizado la muerte de ancianos en residencias geriátricas, 38 en las últimas 24 horas, la cifra más baja en un día desde mediados de marzo, aunque más de la mitad de los fallecidos son mayores de 65 años y casi 3.000 han muerto en una residencia, sin ser llevado al hospital.

Desde el inicio de la pandemia, casi la mitad de los 64.000 internos en residencias de Cataluña han dado positivo o han sufrido síntomas.

La Generalitat espera que aumenten los casos detectados de coronavirus, más de 50.160 casos positivos confirmados hasta ayer y otros 106.000 sospechosos, con el incremento de las pruebas PCR, que ha anunciado que llegarán a más de 309.000 en las próximas seis semanas con la incorporación al cribado masivo de las cuatro máquinas de análisis PCR de las universidades de Barcelona, Autónoma de Barcelona, Pompeu Fabra y Rovira i Virgili de Tarragona.

A los laboratorios de los hospitales se sumarán en una primera fase el Centro de Regulación Genómica, el Instituto de Bioingeniería de Cataluña y el Instituto de Investigación Biomédica, que harán 106.000 pruebas PCR en seis semanas y ahora se han añadido, además de las cuatro universidades, el centro tecnológico Eurecat.

Vergés ha insistido en que "esta detección masiva de COVID-19 es especialmente importante para garantizar un desconfinamiento seguro" y ha informado de que ya se han hecho más de 240.000 pruebas PCR, 39.000 de ellas en residencias.

En los avances científicos destaca que investigadores del Hospital del Mar han desarrollado un programa de inteligencia artificial que han empezado a usar en el Servicio de Urgencias para ayudar en el diagnóstico de pacientes con sospecha de infección por SARS-CoV-2.

También investigadores de la Universitat Rovira i Virgili (URV) han desarrollado una prueba serológica para diferenciar, en menos de 15 minutos, a enfermos de COVID-19 de los que ya la hayan pasado.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2020
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD