03-04-2020 / 14:01 h EFE

Miembros de las Fuerzas Armadas se han sumado este viernes en Navarra a las distintas labores de control que se llevan a cabo con motivo de las restricciones de movilidad para frenar la extensión del coronavirus, con una presencia en las calles de Pamplona que no ha pasado desapercibida para los vecinos.

Según ha informado la delegación del Gobierno en Navarra, se trata de la operación Balmis, en la que el Ejército iba a colaborar en esta jornada en Navarra con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en los controles fronterizos.

También han estado en Pamplona, donde estaba previsto que realizaran un reconocimiento de infraestructuras críticas, a lo que han sumado su presencia por el Casco Viejo, donde han realizado controles a los viandantes para comprobar los motivos de su presencia en la calle.

Esta inusual presencia de militares, que han aparcado sus vehículos en la plaza de Compañía, no ha pasado desapercibida para los vecinos de la zona, algunos de los cuales han protestado haciendo sonar cacerolas y utensilios de cocina desde ventanas y balcones.

Según la delegación del Gobierno en Navarra, además de estas labores, el plan para la jornada recogía que estos militares colaboraran en el traslado de camas y taquillas a la residencia María Auxiliadora de Pamplona, que se está habilitando para acoger a personas en situación de emergencia.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2020
L M X J V S D
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD