28-03-2020 / 20:20 h EFE

La red hospitalaria de Castilla-La Mancha tiene 800 camas libres y más de treinta respiradores disponibles para personas contagiadas por el COVID-19, y por segundo día consecutivo se han contabilizado menos de 600 nuevos positivos, lo que puede indicar que se ha llegado al pico de la pandemia.

Así lo ha indicado este sábado en una videoconferencia el consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, que a las 11.00 horas la red hospitalaria de la región contaba con 800 camas libres y también disponía de una treintena de respiradores libres a los que se han sumado otros ocho que han llegado en la jornada.

Respecto a este equipamiento, Fernández Sanz ha indicado que en esta semana, desde el lunes hasta la noche del viernes, se han puesto en los hospitales de Castilla-La Mancha 87 nuevos respiradores, a los que se suman los ocho que han llegado este sábado, otro número de estos aparatos que llegarán en las próximas horas e incluso otros que llegarán en los próximos días.

Una de las prioridades es la adquisición de este tipo de aparataje tecnológico para poder atender a las personas que necesiten respiración asistida.

Asimismo, ha explicado que el Gobierno regional ha distribuido 3,6 millones de artículos de equipos de protección individualizada por Castilla-La Mancha, 2.300.000 hasta el viernes y 1.300.000 en la jornada de ayer, entre ellos 260.000 que se han llevado a residencias sociosanitarias.

En este ámbito de las residencias sociosanitarias se está haciendo un despliegue de todos los medios en las cinco provincias, con equipos puntualmente dedicados a las que tienen casos más positivos para diferenciar bien los aislamientos, ha explicado el consejero, que ha informado que ha habido casos positivos por coronavirus en 122 residencias de mayores de las más de 400 que existen en la región, con un total de 471 residentes contagiados de los que han muerto 176.

Al respecto, ha dicho que se están abriendo y preparando una serie de residencias para descongestionar hospitales de pacientes, que en unos casos estarán dedicadas a acoger a casos positivos, para aislarlos bien y que no contaminen a otras personas mayores y en otros pacientes que están mucho mejor y que al recibir el alta hospitalaria pueden albergarse en ellas.

Ha precisado que la tarde de este sábado ya estará la residencia de Villacañas puesta a disposición de todo el área del Hospital La Mancha Centro y que se van a abrir otras como la de Pantoja, también en Toledo, la residencia siglo XXI en Guadalajara, la de Cañete (Cuenca) y Damiel y alguna otra en Ciudad Real.

En cuanto a las cifras, Fernández Sanz ha señalado que Castilla-La Mancha contabiliza 4.512 casos positivos de contagio por coronavirus, 578 más que el día anterior, con 2.977 pacientes hospitalizados y 448 fallecimientos, mientras que han sido dadas de alta 197 personas.

Y aunque ha admitido que "dentro de la guerra que mantenemos, es un día de una semana difícil", ha destacado que mientras que el jueves se hablaba del pico más alto, con más de 600 nuevos casos en un día, hoy es el segundo día que los positivos están por debajo de 600.

Por lo tanto, es posible que el jueves fuera el pico de la pandemia en la región, atendiendo al número de nuevos contagios y de situaciones y altas que empiezan a darse en los hospitales, aunque ha advertido que "hay que esperar" y seguir trabajando "centrando la actuación en los materiales, en las personas y en la capacidad asistencial".

Otro dato esperanzador es que ha aumentado el número de personas a las que se ha podido retirar la respiración asistida, de forma que ya ha habido 26 personas extubadas cuando hace 72 horas solo había sido posible retirar la intubación a un paciente.

En una nota de prensa, la Consejería de Sanidad ha informado que de los 26 pacientes que ya no necesitan de sistema de respiración asistida, cuatro están en la provincia de Ciudad Real, uno en Cuenca, cuatro en Guadalajara, uno en Toledo y 16 en Albacete.

Igualmente, ha señalado que la intubación traqueal se precisa cuando la neumonía que presenta el paciente llega a tal punto que hace necesario un soporte ventilatorio que permita suplir la función del pulmón dañado.

En algunas ocasiones, cuando un paciente con coronavirus se convierte en crítico resulta indispensable hacer uso de esta respiración asistida con estas máquinas permiten introducir oxígeno en el torrente sanguíneo y eliminar el dióxido de carbono.

No obstante, Fernández Sanz ha asegurado que no quiere "pecar de optimismo ni de triunfalismo" y aunque los datos son mejores en las últimas 48 horas se está trabajando "para que las cosas puedan seguir en este ritmo y dar respuesta oportuna diaria".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Julio 2020
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD