24-03-2020 / 17:21 h EFE

La Guardia Civil y la Policía Nacional están visitando las residencias de ancianos de Baleares para ponerse a su disposición para cualquier necesidad que surja ante la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19, ha informado la Delegación del Gobierno.

Además, los agentes mantienen contacto telefónico permanente con grandes superficies y supermercados y también están coordinados con los servicios farmacéuticos para cualquier actuación que pudieran llevar a cabo de orden público, como el auxilio para el transporte de mercancías.

Por otra parte, las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado siguen con los controles en puertos, aeropuertos y carreteras del archipiélago.

El aeropuerto de Son Sant Joan registró este lunes la llegada de 330 pasajeros, mientras que otros 294 salieron de Mallorca en los distintos vuelos programados.

El aeródromo de Ibiza recibió 51 personas y otras 25 abandonaron la isla, mientras que el de Menorca contabilizó 77 pasajeros que llegaron y otros 17 se marcharon.

Además, la Guardia Civil detectó ayer tarde un velero procedente de Canarias con tres extranjeros a bordo que pretendían atracar en Palma sin autorización.

Los agentes levantaron un acta administrativa por incumplir las restricciones del real decreto para la gestión de la situación de crisis sanitaria del coronavirus. Posteriormente fondearon en la bahía.

Mientras tanto, ayer se realizaron más de 300 dispositivos de vigilancia en carreteras y se identificaron a más de 5.000 personas y 4.900 vehículos. La gran mayoría de conductores demostró su solidaridad y compromiso social.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2020
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD