23-03-2020 / 13:43 h EFE

Seguir la trayectoria de Mikel Gurrutxaga (Elgoibar, 1996) en el fútbol estonio es más sencillo que hacerlo con la de otros españoles que juegan en el extranjero, pues no duda en contar la experiencia a través de su canal de Youtube.

Canterano del Eibar que pasó por Finlandia antes de recalar en el Paide Linnameeskond, el pasado curso fue elegido en el once ideal del campeonato. EFE habló con él para conocer cómo se está viviendo la crisis del coronavirus en el país báltico.

Pregunta: Aunque también sucede en otras ligas, lo de Estonia no deja de ser singular. El fútbol se ha parado hasta el 1 de mayo cuando solo lleva una jornada disputada.

Respuesta: Es una situación muy extraña pero a pesar de todo es favorable comparada con otras ligas porque está casi terminando la pretemporada, nos ha pasado en un momento de preparación. No creo que sea tan negativo como en otros casos.

P: ¿Cómo convive un futbolista con una situación así?

R: Es un poco extraño. Es verdad que en mi día a día tengo mucho tiempo libre y paso tiempo en casa. En ese sentido mi rutina no ha cambiado mucho. El problema es que yo aquí vine para jugar al fútbol y trabajar haciendo lo que me gusta. Ahora que no puedo es un poco un sinsentido estar en el extranjero sin ninguna razón.

P: ¿Cuál ha sido la evolución del coronavirus allí?

R: Comparado con España llegó muy tarde, el primer caso fue a finales de febrero. Aún estamos en esa época en la que cada día hay 10 ó 20 casos más, pero se prevé que dentro de poco haya un boom y crezca la curva de forma exponencial. El 12 de marzo el Gobierno hizo una reunión urgente por la mañana para decidir las medidas y cerraron los comercios que no fuesen de necesidades básicas.

En cuanto a las competiciones deportivas, dejaron la decisión en manos de las federaciones recomendándoles que suspendiesen las ligas temporalmente. La de fútbol y la de baloncesto optaron a mediodía por seguir a puerta cerrada pero después el Gobierno recurrió y por la noche, tras otra reunión, tomaron la decisión de suspender todas las competiciones deportivas nacionales.

P: ¿Cómo trabajan para no perder la forma?

R: El equipo decidió parar de entrenar y en un par de días nos mandaron una planificación individual a cada uno. Aquí la cuarentena no es total, la gente puede salir a pasear y no tiene que estar en casa. Aún así desde el club nos pidieron que no saliésemos a no ser que fuese a comprar comida y a realizar los entrenamientos que nos habían indicado si estos lo requiriesen.

P: ¿Les seguirán pagando íntegramente el sueldo?

R: Sí. El objetivo es volver en mayo y supongo que una semana antes o dos la idea será empezar a entrenar. Por ahora nos están pagando pero en países cercanos aquí como en Finlandia o Suecia varios equipos han decidido parar de pagar y dar un mes de vacaciones a los jugadores.

P: ¿Qué percepción hay en Estonia de la situación que vive España?

R: Se cuenta que sucede pero al no estar viviéndolo la gente con tanta intensidad y con tanta cercanía, creo que todavía son un poco inconscientes de lo que puede llegar a ser este virus. Yo lo soy porque me comunico todos los días durante horas con mi familia y mis amigos de allí, estoy casi viviendo lo que ellos viven. Aquí creo que no son conscientes de la situación tan negativa y dramática que se está viviendo en España, en Italia y en otros países.

P: ¿Cómo mata el tiempo?

R: Es mi pelea mental a diario. Hay demasiado tiempo para rellenar y es un poco difícil mentalmente. Cada día es una historia porque quizás un día me entretengo con alguna serie o algún juego por el móvil, pero el siguiente quizás se me hace súper largo. Es un vaivén emocional. Ayer terminé muy aburrido el día, la tarde se me hizo difícil. Y hoy me he despertado, he hecho el entrenamiento, y ahora mismo estoy feliz y contento.

P: Le pregunto por el fútbol estonio. ¿Es verdad que entrenan a cubierto?

R: Sí. Empezamos la pretemporada en enero y hasta hace una semana entrenamos en cubierto. A simple vista es mucho más diferente de lo que es realmente. Tiene algún cambio, porque hay un techo y a veces el balón rebota en él, pero es fútbol y no me ha supuesto un gran problema. Sería mayor si tuviéramos que entrenar fuera con el frío.

P: Imagino que tendrá unas ganas locas de volver a jugar

R: Tengo unas ganas increíbles, quiero volver ya. Entiendo que la situación es la que es y que obviamente no jugar ahora mismo es lo que hay que hacer pero las ganas son totales, más cuando acabábamos de empezar y estábamos a tope de ganas. Nuestros objetivos eran altos y además comenzamos muy bien, ganando 1-8.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2020
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD