22-03-2020 / 19:21 h EFE

El presidente catalán, Quim Torra, ha avalado la prórroga del estado de alarma pero ha reclamado al Gobierno medidas más contundentes para garantizar un "confinamiento total", junto con una serie de propuestas para paliar los efectos sanitarios, sociales y económicos del coronavirus.

Torra ha participado este domingo en una reunión con el resto de presidentes regionales y el jefe del Gobierno, Pedro Sánchez, quien ha escuchado las reclamaciones de la mayoría de líderes autonómicos para que mande cuanto antes más material sanitario para hacer frente a la crisis del coronavirus y los test necesarios para diagnosticar la enfermedad.

Casi cinco horas ha durado la segunda videoconferencia de Sánchez y los cuatro ministros al mando de esta crisis con los gobernantes regionales, en la que el jefe del Ejecutivo les ha informado de la prórroga del estado de alarma por quince días más.

Y los presidentes -unos más críticos que otros-, por su parte, le han hecho una petición casi al unísono, la de más medios para afrontar la pandemia.

Al terminar el encuentro, Pedro Sánchez ha comparecido en La Moncloa para insistir en que esta crisis "no va de territorios, ideologías o de partidos" sino de "ganarle la partida al virus".

Ha explicado que le ha pedido a los presidentes autonómicos lo mismo que les promete, "coordinación, colaboración y solidaridad", como les ha recalcado también que "no cabe el egoísmo" en este momento.

Al término de la reunión, Torra también ha ofrecido una rueda de prensa telemática en la que ha asegurado que no tiene voluntad de lanzar "reproches", porque la situación es "grave".

No obstante, ha lamentado que Sánchez no haya accedido a su petición de "confinamiento total", en el sentido de solo permitir ir a trabajar a personal sanitario, alimentación y otros sectores esenciales.

"¿Qué sentido tiene que este fin de semana todo el mundo se haya quedado en casa y que el lunes vaya a trabajar?", ha resaltado.

"No hablamos de quién tiene que ir a comprar pan, sino de los trabajadores que tienen que ir a una línea de producción porque no les damos las seguridades jurídicas para quedarse en casa con sus familias", ha remarcado Torra, que ha subrayado: "Tenemos que escoger, vida o economía".

Consciente de que esta crisis sanitaria tiene un impacto social y económico, el presidente catalán ha puesto sobre la mesa una serie de propuestas para el Gobierno.

Entre ellas, suspender los objetivos de déficit de las comunidades autónomas y de los ayuntamientos; más recursos a fondo perdido para las CCAA; regular la suspensión de alquileres; bonificar fiscalmente a compañías que mantengan a sus empleados o pagar compensaciones a padres y madres que reduzcan la jornada mientras las escuelas estén cerradas.

Desde la Casa dels Canonges del Palau de la Generalitat, en la que está confinado por dar positivo por COVID-19, Torra ha pronosticado que "la semana que viene será una de las más duras, pero será aún más dura la siguiente".

En este contexto, ha reivindicado un refuerzo "equitativo, transparente y urgente" del sistema de salud y ha expresado su preocupación por si llega suficiente material sanitario enviado por el Gobierno.

El ministerio de Sanidad ha repartido durante este fin de semana entre las comunidades autónomas un total de 1.602.800 mascarillas, 513.393 de ellas para Cataluña (el 12,69 % del total).

Por su parte, el conseller de Interior, Miquel Buch, ha destacado que la coordinación entre el ejecutivo catalán y los ministerios "funciona" pero ha insistido en la necesidad de que se tomen "medidas más drásticas ahora" para no repetir "errores" como los cometidos en Italia.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Julio 2020
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD