15-03-2020 / 19:20 h EFE

El buque vasco Aita Mari ha decidido aplazar "hasta que las circunstancias sean más propicias" su salida a una misión de rescate de emigrantes en el Mediterráneo por la incertidumbre que genera la pandemia de coronavirus sobre las "concesiones de permisos para zarpar" y "dónde atracar" cuando quiera volver a puerto.

Salvamento Marítimo Humanitario (SMH), la organización responsable del buque, ha informado este domingo en un comunicado que a esta circunstancia se suma que esta semana entra un frente en la zona de olas de hasta tres metros que "dificultaría mucho la navegación".

Por esta razón ha decidido retrasar la tercera misión en 2020 de este atunero vasco reconvertido en buque de rescate, una situación que han calificado de "dolorosa" ya que el buque ha sido alertado de "varios naufragios" y una "devolución en caliente" en los últimos días.

SMH explica que el sábado la red de voluntarios que monitoriza el Mediterráneo Alarm Phone informó de una patera con 49 personas que había sido devuelta a Libia y de otra embarcación que llevaba mas de 48 horas con 110 personas que fue auxiliada por Malta.

La ong vasca asegura que mantiene personal voluntario en la isla griega de Quíos que está a disposición de las autoridades de este país en caso de que quieran proceder a realizar nuevos protocolos contra el coronavirus entre la población migrante.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Julio 2020
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD