23-02-2020 / 15:00 h EFE

La Comunidad de San Egidio ha rendido este domingo un homenaje a las personas sin hogar fallecidas en Barcelona en un acto en la Basílica de los Sants Màrtirs Just i Pastor que celebran anualmente desde hace 23 años.

Durante la celebración, han recordado a Rafael y Antonio, dos personas sin hogar que murieron en la calle en Barcelona a consecuencia del frío en 1996, desde cuando se contabilizan las personas que pernoctan al raso que fallecen en la ciudad.

A raíz de aquellas dos muertes, la Comunidad de San Egidio les dedica cada año una misa, que en 1997 ofició el obispo Joan Carrera, de homenaje, que hacen extensiva a todos los fallecidos en la calle cada año.

La comunidad, formada por laicos cristianos, ha recordado que Rafael murió el 30 de diciembre de 1996, a los 45 años, y Antonio, de 60 años, al día siguiente, los dos por causa del frío en unas noches gélidas en la capital catalana.

Durante la ceremonia, los responsables de la comunidad han recordado que "muchas otras personas durante todos estos años han muerto en la calle" y han recordado que el acto quiere ser "un llamamiento contra la indiferencia".

Tras la ceremonia, la comunidad ha ofrecido una comida a los participantes como signo de solidaridad.

La comunidad de San Egidio celebra en muchas ciudades europeas estos homenajes a las personas sin hogar fallecidas desde que el 31 de enero de 1983 Modesta Valenti murió ante la estación Termini de Roma, tras horas de agonía, porque, como iba sucia, la ambulancia rehusó llevarla a un hospital, según ha recordado la comunidad.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Julio 2020
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD