31-01-2020 / 19:30 h EFE

Ocho mauritanos han sido condenados a una pena de dos años de cárcel por comportamientos homosexuales, tras participar en un simulacro de "boda gay" que despertó un gran escándalo en el país.

Según supo Efe de fuentes judiciales en Nuakchot, la pena fue pronunciada en la noche del jueves por un tribunal capitalino, que condenó además a un año de libertad condicional a una mujer, que fue la que filmó el polémico vídeo que desveló el escándalo.

Los ocho hombres fueron quienes participaron en la filmación de la "boda gay", que reproducía una boda típica mauritana pero con participantes homosexuales.

Solo uno de los acusados, el responsable de la sala donde se celebró esa boda, fue declarado inocente de los hechos.

Las imágenes de la boda han circulado como la pólvora los pasados días y denunciadas sin excepción, en un país reputado por su conservadurismo y donde la homosexualidad es sencillamente un tabú.

Ulemas (sabios religiosos) del país han hecho circular a su vez mensajes de audio en los que piden "golpear con puño de hierro a los autores de estas prácticas perversas antes de que se propaguen de forma incontrolable".

Radicalmente prohibida por el Corán, la homosexualidad también lo está en la ley mauritana, que lo equipara con las relaciones extramaritales: estas últimas están teóricamente castigadas con 100 latigazos si el acusado es soltero y con la lapidación hasta la muerte si es casado, penas que normalmente no se aplican.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Noviembre 2020
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 30          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD