11-01-2020 / 21:19 h EFE

El entrenador del Monbus Obradoiro, Moncho Fernández, aseguró, tras haber perdido en casa frente al San Pablo Burgos, que, a tenor del desempeño de sus jugadores, solo tiene “un motivo para estar triste, que es haber perdido el partido”.

Con esta declaración, Fernández ha querido dejar claro que está “muy contento” con lo logrado tras lo que ha sido una “semana de muchos problemas”, con varias lesiones y jugadores enfermos en el hospital, que ha obligado a varios de ellos a disputar minutos fuera de sus posiciones habituales.

“No solo el resultado es lo que mide el trabajo de la gente”, manifestó el técnico gallego, que agradeció el “esfuerzo físico y mental muy grande” de su plantilla, aunque no excusó errores cometidos durante el encuentro, como la concesión de numerosos rebotes ofensivos o la falta de acierto en situaciones claras.

“Fuimos capaces, con mucho esfuerzo, de volver al partido”, subrayó Fernández, en alusión a la remontada fallida de un Obradoiro que se vio 18 puntos abajo al comienzo del último cuarto y llegó al tramo final del encuentro a tan solo tres tantos de diferencia.

En el día que cumplía 300 partidos como entrenador en Liga Endesa, Moncho Fernández agradeció la oportunidad a todas las personas que confiaron en él como técnico y ha prometido seguir desempeñando su trabajo con “responsabilidad”.

Asimismo, sobre la primera vuelta hoy cerrada por el Obradoiro, consideró que resta “mucho por hacer”, pero que, en resumen, fueron capaces de ser “competitivos en casi todos los partidos” y tan solo queda “seguir creciendo” para lograr el objetivo de la permanencia.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Julio 2020
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD