18-12-2019 / 14:20 h EFE

La Diputación de León ha aprobado este miércoles, en un pleno y por unanimidad, su colaboración efectiva con la Fundación Centro Internacional de Materiales Avanzados y Materias Primas (ICAMCYL) al destinar un millón de euros al proyecto que instalará un polo de innovación minera en La Robla (León).

A través de esta subvención se creará una Infraestructura Singular de Excelencia para Investigación y Formación de la nueva minería en La Robla, cuyo uso estaría orientado a la investigación y a la formación en la nueva minería del siglo XXI.

La subvención se ejecutará por fases, la primera por importe de 570.000 con cargo el presupuesto de este ejercicio 2019, y la segunda, de 476.045 euros, condicionada a su consignación en las cuentas del próximo año.

ICAMCyL ya dispone en esta localidad de una parcela de 9.000 metros cuadrados, de los que 4.500 son edificables, y en donde se van a ubicar los laboratorios de este polo.

Este centro supone la creación de 20 empleos directos y otros 5 indirectos, todos ellos con una alta cualificación profesional, siendo el total de la inversión a efectuar de 2 millones de euros, entre la aportación de la Diputación de León y la de ICAMCyL.

En estos laboratorios se buscarán nuevos usos del carbono, también se testarán tecnologías frontera con el objetivo de recuperar materiales críticos de las escombreras, y un tercer laboratorio se destinará a certificación medioambiental.

Paralelamente, se va a crear una incubadora de empresas para emprendedores de la zona, que se destinará a conseguir atraer ayudas europeas para crear proyectos innovadores.

Para ello, la experiencia demostrada ya por parte de ICAMCyL en Europa servirá de motor y guía.

Asimismo, se cerrarán acuerdos con la Escuela de Formación Profesional de La Robla con el fin de que sus estudios puedan estar orientados hacia la nueva minería.

A este respecto, en La Robla se van a investigar tecnologías que posteriormente se desarrollarán a nivel industrial en El Bierzo.

El Polo de Innovación del Carbón (PIC) de La Robla se instala precisamente en esta localidad con el fin de reconvertir una zona minera del carbón en una dedicada a la producción de materiales tecnológicos de alto valor añadido.

Entre ellos destacarán el grafeno, los nanotubos de carbono y materias primas críticas esenciales para los sectores de las energías renovables.

Con estos elementos se desarrollarán materiales avanzados para la industria aeronáutica, eólica, automoción y textil, entre otros.

Todos estos elementos permanecen desaprovechados en las escombreras de la región e ICAMCyL trabajará en su recuperación para que puedan ser usados en una nueva industria que los demanda.

Estas escombreras llegan a alcanzar en León un volumen considerable con los problemas ambientales que conllevan.

Desde el ICAMCyL estiman que son más de 300 las colas en la provincia de León, con un volumen superior a los 50.000 metros cúbicos y concentradas, sobre todo, en las zonas de Bembibre, Puebla de Lillo, La Pola de Gordón, Riaño, Oencia y Boñar.

El director general de ICAMCyL, Santiago Cuesta López, ha agradecido "esta aportación importantísima que hace la institución provincial, que junto con la apuesta de la Junta de Castilla y León y la colaboración de ICAMCyL, ofreceremos una alternativa real de empleo y desarrollo en León".

Cuesta López ha destacado que en La Robla estará el centro operativo que "coordinará 8 proyectos europeos en los que está trabajando ICAMCyL y que suponen la movilización de más 30 millones de euros para innovación en nuevos materiales, materias primas críticas y nueva minería sostenible del siglo XXI".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Junio 2020
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD