14-12-2019 / 11:19 h EFE

El análisis de los puntos de mejora de las diferentes líneas de seguros agrarios, tanto agrícolas como ganaderos, para hacerlos más atractivos e incentivar su suscripción constituye el principal objetivo de un grupo de trabajo recién creado en Castilla y León.

La constitución de este grupo se ha acordado esta semana durante la reunión de la Comisión Territorial de Seguros Agrarios, presidida por el director general de Producción Agropecuaria, Agustín álvarez, han informado este sábado fuentes de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrolló Rural en un comunicado.

Agroseguro, la Entidad Estatal de Seguros Agrarios (Enesa), representantes de las organizaciones profesionales agrarias, de la Unión Regional de Cooperativas Agrarias de Castilla y León (Urcacyl), del Consorcio de Compensación de Seguros, representantes de la Delegación del Gobierno y de la Consejería son los integrantes del grupo.

La puesta en marcha de esta iniciativa corresponde al acuerdo alcanzado en la reunión celebrada el pasado 27 de noviembre entre el consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Jesús Julio Carnero; el presidente de Agroseguro, Ignacio Machetti; el director de Enesa, José María García, y las organizaciones profesionales agrarias.

Los asistentes a ese encuentro analizaron la situación del seguro agrario en Castilla y León y pusieron de manifiesto la importancia de esta herramienta y la necesidad de incrementar su contratación para garantizar la renta de las explotaciones agrarias ante adversidades del clima o la aparición de enfermedades o plagas.

En Castilla y León, la principal producción asegurada es la de cultivos herbáceos extensivos, con 47.651 pólizas, que cuenta con un nivel de implantación en superficie del 73 por ciento.

El número de pólizas de la uva para vinificación se ha calculado en 2.585; de los cultivos industriales en 1.167, con un nivel del 36 por ciento y de las hortalizas y los frutales en unas mil, con implantación del veinticuatro por ciento, mientras los cultivos forrajeros sólo alcanzan el seis por ciento.

Los seguros ganaderos, con 27.363 pólizas, adquieren un nivel de implantación del 67 por ciento en lo que respecta a retirada y destrucción de animales muertos, la principal línea de aseguramiento pecuario.

Por provincias, el mayor nivel de aseguramiento se sitúa en Burgos, con 11.746 pólizas que cubren 407.489 hectáreas y 1,9 millones de animales, y en Valladolid, con 10.948 pólizas para 363.761 hectáreas y 4,7 millones de animales.

En el nivel más bajo se encuentra Ávila, con 6.656 pólizas que cubren 69.087 hectáreas y 1,3 millones de animales.

El interés por el seguro agrario está en aumento en Castilla y León, ya que, entre 2014 y 2018, el número de pólizas de seguros agrarios en la Comunidad ha pasado de 73.689 a 80.548, lo que supone un incremento del 9,3 por ciento.

El capital asegurado en este mismo periodo ha variado de 1.464 millones de euros a 1.969 millones de euros, lo que representa una subida del 34 por ciento y sitúa Castilla y León, junto a Andalucía, a la cabeza de las comunidades autónomas en capital asegurado.

El aumento de la contratación ha supuesto también que la superficie asegurada haya pasado de 1.665.474 hectáreas a 1.927.288, y el número de animales de 21 millones a 26, valores que suponen crecimientos del dieciséis por ciento y del veinticuatro por ciento, respectivamente.

En el periodo 2014 a 2016, las indemnizaciones por siniestros en el sector agrario alcanzaron en Castilla y León los 97 millones de euros, según los datos facilitados por la Consejería.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2020
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD