06-12-2019 / 12:00 h EFE

El Consejo Jurídico de la Región de Murcia ha desaconsejado al Ser vicio Murciano de Salud indemnizar a un paciente que pide ser indemnizado con 300.000 euros porque en mayo de 2011 se le tuvo que amputar una pierna en el hospital Virgen de la Arrixaca, de El Palmar, por habérsele sido retirado un fármaco.

En su demanda, arguye que los tenía prescritos para prevenir la formación de coágulos y edemas, pero el órganos consultivo no ve demostrada la relación de causalidad entre el daño alegado y un anormal funcionamiento de los servicios públicos sanitarios.

El hombre denunció el caso por la vía penal, pero el caso fue sobreseído por el juzgado en el que recayó y posteriormente por la Audiencia Provincial de Murcia.

Además, la forense que intervino en las actuaciones indicó que lo ocurrido no podía atribuirse, como afirmó el enfermo, a la retirada de dos fármacos, sino a la desinserción del injerto del baipás que se le había practicado dos años antes, que habría determinado un hematoma que no se pudo controlar, lo que determinó la amputación.

El consejo comenta que es un paciente fumador, hipertenso y con enfermedad pulmonar obstructiva crónica.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2020
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD