20-10-2019 / 13:50 h EFE

El seleccionador de rugby de Francia, Jacques Brunel, admitió este domingo que la expulsión de uno de sus jugadores fue merecida aunque añadió que "cambió el partido" y favoreció la victoria de Gales en los cuartos de final del mundial de Japón.

Brunel se pronunció así en rueda de prensa al término del partido que se jugó hoy en Oita y en el que los franceses perdieron por 20-19, en un choque muy equilibrado que se decidió en los últimos cinco minutos después de que los bleus se quedaran con uno menos al comienzo de la segunda parte.

El seleccionador de Francia dijo que "no discute" la roja que recibió Sebastien Vahaamahina por golpear a un rival durante un maul, algo que, a su juicio "fue un reflejo y no se puede negar que hiciera contacto con su cara".

Brunel, en cambio, comentó que no estaba de acuerdo con otras decisiones, como la amarilla que recibió otro de sus jugadores o el último ensayo que dio la victoria a Gales.

Pese a la decepción del resultado de hoy, el seleccionador francés dijo estar satisfecho por el rendimiento general de su equipo "aunque" querían "llegar más lejos" y teniendo en cuenta que "nadie esperaba que pasaran de la fase de grupos".

Por último, se mostró optimista sobre el futuro de la selección de cara al próximo mundial de rugby de 2023, puesto que Francia "tiene uno de los equipos más jóvenes de la competición y mucho potencial", así como "margen para aprender y mejorar".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2020
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD