20-10-2019 / 11:11 h EFE

El Juzgado de lo Social número 2 de Santander ha determinado que la empresa Siro Aguilar debe pagar una indemnización de 69.778,43 euros a un trabajador que sufrió un accidente laboral que le afectó a una pierna, en la que le han quedado como secuelas, entre otras, atrofia de músculos y pérdida de flexión.

Se trata de una sentencia de primera instancia, contra la que cabe recurso y a la que ha tenido acceso Efe, que establece que en este caso procede declarar la "culpa" de la empresa, ya que "el daño se produce por un hecho que debió preverse en el curso ordinario" de la actividad de la planta.

La sentencia explica que el accidente tuvo lugar en enero de 2010, cuando el operario, contratado a través de una ETT, estaba descargando cartones en el contenedor de una máquina.

Este trabajador vio que no se podía vaciar el contenedor porque la boca del compactador estaba llena de cartones atascados que no se habían cortado previamente.

Con la tapa de la boca de carga del equipo levantada, lo puso en marcha y, al ver que los cartones no eran arrastrados, intentó resolver ese atasco tratando de aplastarlos con las manos, pero resbaló y cayó dentro del compactador y sufrió múltiples lesiones en la pierna derecha.

El trabajador estuvo hospitalizado 19 días e imposibilitado para sus ocupaciones habituales 583 días. Fue declarado con incapacidad permanente parcial y le han quedado secuelas en la pierna, entre ellas atrofia en los músculos y pérdida de la capacidad de flexión en el tobillo, además de cicatrices.

El Instituto Nacional de la Seguridad Social de Cantabria no apreció responsabilidad de la empresa, pero posteriormente, tras los pertinentes recursos, el Tribunal Superior de Justicia sí impuso a Siro Aguilar un recargo de un 30 % en las prestaciones de la Seguridad Social derivadas del accidente, porque entendió que había habido falta de medidas de seguridad en el trabajo.

La representación legal del trabajador, ejercida por la letrada Rosa Juárez, interpuso además una demanda por responsabilidad civil contra la empresa por valor de 69.778,43 euros, que es la que ha estimado ahora el Juzgado de lo Social número 2.

La juez reproduce parte de la sentencia del Tribunal Superior de Justicia que hace tres años estableció para la empresa el recargo del 30 % de las prestaciones derivadas del accidente.

Se alude a un informe de la unidad de seguridad y salud laboral de Palencia que recoge que la puerta de la boca de carga del compactador no tenía sistema de protección, que el atasco se vio favorecido por las dimensiones de los cartones, que hubo un fallo en el sistema de evaluación y detección de riesgos, y que el trabajador no había recibido ni formación ni información sobre los riesgos derivados del uso de la máquina, entre otras circunstancias.

La sentencia del Tribunal Superior concluyó que la empresa no había cumplido adecuadamente con la ley de prevención de riesgos laborales, y por todo ello la juez de lo Social condena a indemnizar con 69.778,43 euros.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Noviembre 2019
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD