01-10-2019 / 16:10 h EFE

El Tribunal Supremo ha confirmado la pena de 22 años de prisión impuesta al hombre que fue condenado, tras un veredicto de culpabilidad de un jurado popular, por la Audiencia de Granada y luego por el TSJA por el asesinato en noviembre del 2016 de su novia.

La Sala de lo Penal del alto tribunal ha desestimado el recurso de casación interpuesto por el principal acusado, Sergio R.A., y por Ignacio Q.R., condenado por su parte por un delito de encubrimiento a un año y ocho meses de prisión.

El tribunal, según recoge la sentencia a la que ha tenido acceso Efe este martes, también ha impuesto a los recurrentes las costas derivadas de sus respectivos recursos.

El abogado Luis Antonio Fernández Porcel, que ha ejercido en esta causa la acusación particular en nombre de la familia de la fallecida, ha dicho a Efe que está "muy contento" con la sentencia, que jurídicamente es "contundente" y analiza "una por una" las pruebas que en su día valoró el jurado popular.

"El Supremo no deja lugar a dudas de que, efectivamente, los condenados por asesinato, tenencia ilícita de armas y encubrimiento fueron correctamente sentenciados, ya que la suma de todas las pruebas, desde la más pequeña hasta la más evidente, no podía dar lugar a otra sentencia que la condenatoria", ha indicado.

Asimismo ha explicado que, para la familia, el fallo del Supremo supone "un pequeño respiro", ya que ha visto que el crimen no ha quedado impune y efectivamente la justicia sí ha funcionado, "aunque desgraciadamente nadie les pueda devolver" a la víctima.

El pasado diciembre la Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) confirmó íntegramente la sentencia de la Audiencia de Granada que condenó a 22 años de prisión al principal acusado por un delito de asesinato con alevosía y por otro delito de tenencia ilícita de armas.

La sentencia recurrida lo consideró autor del disparo en el interior de la vivienda de la zona Norte de Granada capital contra su novia, con la que vivía.

Según la resolución recurrida, una vez que disparó, requirió la ayuda de un amigo, Ignacio Q.R., para bajarla a la calle, "ocultándolo ambos en sus declaraciones, como estrategia exoneratoria".

El TSJA desestimó los recursos de apelación interpuestos tanto por el principal acusado como por el otro condenado, que lo fue a un año y ocho meses de prisión por un delito de encubrimiento.

La Fiscalía solicitó al Tribunal Supremo que desestimara el recurso presentado por el principal condenado e "interesó" la inadmisión de todos los motivos del recurso y subsidiariamente la desestimación de los mismos.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2019
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD