22-09-2019 / 21:39 h EFE

La ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social en funciones, María Luisa Carcedo, ha defendido hoy en la ONU la necesidad de "actuar rápido" para frenar la contaminación del aire y poner en la agenda las políticas medioambientales en aras de defender la salud de los ciudadanos.

La ministra ha participado este domingo en la clausura de la reunión de la Coalición de impulsores sociales y políticos "Invertir en clima: recortar emisiones, limpiar nuestro aire, salvar vidas", en el marco de la 74ª Asamblea General de Naciones Unidas.

"Todos nosotros sufrimos los efectos del cambio climático en nuestra vida diaria", ha asegurado Carcedo, quien ha recordado que "según la OMS, la contaminación del aire causa siete millones de muertes prematuras cada año, de las cuales 600.000 corresponden a niños".

"Si no actuamos más rápido, las víctimas provocadas por el clima y los factores ambientales seguirán aumentando", ha asegurado Carcedo, que ha mostrado el compromiso de su ministerio con la lucha contra el cambio climático y su impacto en la salud de los ciudadanos.

En este contexto, la ministra ha dado su apoyo a medidas como la de Madrid Central, de restricción del tráfico en el centro de la capital de España, del que dijo que fue una "lástima" su cuestionamiento cuando se trata de "medidas súperurgentes e imprescindibles" para mejorar la salud de los ciudadanos.

En este sentido, ha apuntado que presentará "en los próximos meses un Plan Nacional de Salud y Medio Ambiente, en el que estamos contando con otros ministerios, los gobiernos regionales y los mejores expertos".

Este plan describirá los principales factores ambientales que influyen en la salud humana y establecerá los objetivos y líneas de intervención en esta materia, siendo una de ellas la lucha contra la contaminación atmosférica. "Obviamente, recoge nuestros compromisos con la Unión Europea y los organismos internacionales, particularmente la OMS", ha explicado.

Carcedo ha calificado la iniciativa de "ambiciosa", ya que abordará múltiples cuestiones, como, por ejemplo, el impacto sobre la salud de la calidad del aire, la gestión de productos químicos, los disruptores endocrinos, la biomonitorización, la radiactividad ambiental, los campos electromagnéticos y radiaciones no ionizantes, la radiación UV, el ruido, los vectores transmisores de enfermedades y las temperaturas extremas.

Además, el plan incluirá la puesta en marcha de un sistema de indicadores de salud y cambio climático que ayudarán a conocer las condiciones reales de cambio y a diseñar una transición justa a través de medidas distintas en función de las características de los territorios y las personas.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2019
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD