09-09-2019 / 15:10 h EFE

El letrado Francisco Torres, abogado que ejerce la acusación particular en la causa contra Ana Julia Quezada, autora confesa de la muerte del niño Gabriel Cruz, ha afirmado hoy que "hablar de la muerte de un niño del mismo modo que se hace para el divorcio de unos famosos" es "inaceptable".

Así se ha pronunciado en declaraciones a los medios tras la primera sesión de la vista oral con jurado popular contra Quezada, indicando que precisamente solicitó que el juicio se celebrase en su totalidad a puerta cerrada para "de algún modo, acabar con ese morbo que se produce de forma permanente en este orden de cosas".

"Entiendo que en las tertulias se discuta si alguien se separa", ha apuntado Torres, quien ha dicho que no sucede lo mismo en casos como éste, a lo que ha añadido que por eso los padres de Gabriel han promovido un pacto ético que "cada vez más instituciones han suscrito".

Ha indicado además que mantendrá la acusación de su escrito provisional hasta "el último momento. "Claro que ha habido asesinato, un delito contra la integridad moral y dos delitos de lesiones psíquicas", ha manifestado, añadiendo que las discrepancias con la fiscal no afectarán al proceso.

Asimismo, ha defendido que los informes médicos de parte son tan "funcionarios" como los médicos forenses, así como que ayudarán a probar sus tesis. "Todo lo que he dicho esta mañana va a quedar absolutamente probado, no digo nada que no se pueda probar, para hacer el paripé y contar historias, no estoy aquí".

Sobre la acusada y su llanto al inicio de la vista, ha afirmado que no ha mirado "en ningún momento", ni lo va a hacer, añadiendo que a pesar del retraso en la declaración de Quezada, que pasa a mañana, testificarán los padres aunque es "posible" que haya que alargar a la tarde la sesión.

Ha reiterado que la intención de la acusada era "descuartizar" al niño, y que eso "lo ha manejado todo el mundo", incluida la Guardia Civil.

Por su parte, el letrado de Ana Julia Quezada, Esteban Hernández Thiel, ha manifestado que la sesión ha ido "según lo previsible", aunque ha mostrado su discrepancia con la forma en la que ha sido seleccionado el jurado, anticipando que por ello ha formulado una serie de propuestas "oportunas".

Sobre su cliente ha dicho que está "afectada". "Es la afectación natural porque es una cuestión trágica para todos. Ciertamente no podemos más sino compartir el dolor que de alguna manera y obviamente es muy difícil, que sufre esa familia que ha perdido un hijo", ha dicho.

"He de reiterar que dentro de lo casi imposible que es comprender lo que eso puede llegar a ser para esta familia, no podemos sino transmitirles nuestras condolencias en este aspecto. Rogar que las acepten como ya lo hicimos la primera vez que tuvimos la ocasión de verles", ha reiterado.

En este sentido, ha sostenido que Quezada ya ha pedido "reiteradamente" disculpas a la familia y que "le resulta todo esto doloroso", además que es "de esperar" que mañana responda a las preguntas de todas las partes.

"Las defensas no tenemos que probar, es la acusación la que tiene que probar, más allá de toda duda razonable. No tenemos que probar que no había intención de matar, es al contrario. En eso consiste la presunción de inocencia", ha concluido.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2020
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD