12-07-2019 / 17:50 h EFE

El Gobierno de la Ciudad Autónoma de Ceuta ha anunciado hoy que continúa con las medidas puestas en marcha a finales del pasado mes tras declarar un caso de rabia en un perro que entró desde Marruecos y que tuvo que ser sacrificado.

En un comunicado, el Gobierno ceutí ha anunciado hoy que la Consejería de Sanidad y el Colegio Oficial de Veterinarios han hecho entrega a la Policía Local de un lector de microchip para mascotas con el que los funcionarios policiales podrán mejorar la labor de identificación de animales perdidos o en situación de abandono.

Esta iniciativa forma parte de las acciones llevadas a cabo por la Ciudad Autónoma tras la declaración del foco de rabia y con la que se contribuye a reforzar la supervisión sobre las mascotas en la vía pública.

El microchip, que se implanta bajo la piel de los perros y gatos y que resulta inocuo, va asociado a una base de datos que ayuda a las autoridades y a las clínicas veterinarias a identificar a todas los animales de compañía que están censados en la ciudad, donde este dispositivo es obligatorio.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Junio 2020
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD