24-06-2019 / 20:00 h EFE

La Audiencia Provincial de Murcia ha confirmado la sentencia de un juzgado de lo penal que en diciembre de 2017 condenó a dos años y un día de prisión a un hombre que abusó de una niña de 11 años de la que cuidaba junto con los bebés que se encontraban en la guardería de su esposa.

La sentencia señala que el juzgado declaró probado que fue en junio de 2010, cuando por lo temprano de la hora solo se encontraban en la guardería el acusado, los bebés y la menor, que esperaba la apertura del centro escolar al que asistía.

El denunciado la sometió a diversos tocamientos que solo cesaron cuando la niña se opuso a ellos, momento en el que el acusado le pidió que no gritara para no despertar a los niños.

La sentencia fue recurrida por el fiscal, la acusación particular y la defensa del acusado.

Esta última sostuvo que no se había cometido delito, ya que no había existido propuesta de relación sexual y la pequeña no había exteriorizado de forma suficiente que se opusiera a los tocamientos.

Sobre este último alegato, la Audiencia recuerda que se consideran siempre no consentidos aquellos actos de contenido sexual en el que la víctima es menor de 13 años.

La sala dice que el acusado se aprovechó de la especial vulnerabilidad de la niña, ya que no se encontraba en el lugar ninguna otra persona que pudiera auxiliarla.

La acusación particular reclamó que la indemnización por daños morales se elevara a 12.000 euros, frente a los 3.000 a los que se condenó al acusado.

El fiscal mantuvo un criterio distinto al del juzgado en cuanto a la normativa aplicable y reclamó una condena de dos años de cárcel con posibilidad de suspensión si previamente el acusado abonaba una indemnización de 12.000 euros para la niña.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Noviembre 2019
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD