09-06-2019 / 11:09 h EFE

El Ayuntamiento de Zaragoza ha convocado una oposición para el cuerpo municipal de Bomberos con 56 plazas de nuevo ingreso y la novedad de que favorecen la igualdad entre hombres y mujeres en el apartado de las pruebas físicas.

Se trata de la convocatoria de mayor volumen en más de una década para este servicio, que en 2017 ya se reforzó con la entrada de 44 efectivos y que antes de esa fecha la anterior oposición se remonta al año 2008, con 47 plazas.

Entre las novedades en este proceso el Ayuntamiento destaca en un comunicado el esfuerzo por mejorar las bases de la convocatoria, en el apartado de pruebas físicas, para favorecer la igualdad efectiva entre hombres y mujeres en el acceso al empleo público.

Para ello han participado la Oficina Técnica de Transversalidad de Género, la representación sindical del Ayuntamiento, las bomberas que actualmente forman parte del cuerpo y bomberos licenciados o graduados en INEF o Ciencias de la Actividad Física y del Deporte.

En el cuerpo municipal de Bomberos de Zaragoza hay actualmente 5 mujeres, un 1,3 % del personal, lo que constata, según las fuentes, que la situación dista de ser representativa de la realidad social y que todavía persisten inercias discriminatorias de género que impiden esta normalización igualitaria.

El Ayuntamiento de Zaragoza, en cumplimiento de las actuales leyes de igualdad, tanto estatal como autonómica, quiere erradicar las discriminaciones indirectas y trabajar para que la igualdad de oportunidades en el acceso al empleo se produzca de hecho, introduciendo las medidas necesarias para ello.

Recuerda que el objetivo de las pruebas físicas en la oposición es evaluar el perfil psico-físico del personal destinado a realizar las tareas propias del puesto y que permita seleccionar a las personas aspirantes aptas para resolver con eficacia y seguridad las situaciones a las que deben enfrentarse.

Para ello se establecen niveles mínimos de fuerza, velocidad, tiempo de reacción, flexibilidad, agilidad, psico-motricidad, equilibrio dinámico, coordinación y capacidad de reacción en situaciones de estrés, actitud y aptitud ante trabajos en espacios confinados y trabajos en altura.

En concreto, las bases incluyen seis pruebas: cuerda lisa, circuito combinado, natación, atletismo, trabajo en altura y prueba en espacios confinados. Las dos últimas no tienen ninguna diferenciación por sexo en su evaluación.

En las tres primeras, la puntuación sí se ajusta para valorar adecuadamente a las personas aspirantes, garantizando un criterio de igualdad efectiva entre hombres y mujeres.

En dichos ejercicios, la marca mínima es idéntica para hombres y mujeres: 11 segundos para subir la cuerda de 6 metros; 55 segundos para el circuito de pruebas combinadas, un minuto y 38 segundos para 100 metros de natación, y 5 minutos y 50 segundos en carrera de 1.500 metros lisos.

Para todas las personas aspirantes que superen esas marcas mínimas, y que por tanto obtengan la calificación de aptas, las bases establecen baremos de puntuación ajustados por sexo. Estos baremos se han calculado ajustando las puntuaciones de forma proporcional a las marcas estandarizadas del deporte de élite masculino y femenino.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2019
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD