11-05-2019 / 13:50 h EFE

El candidato de EH Bildu a la alcaldía de Pamplona, Joseba Asiron, ha afirmado este sábado que las elecciones municipales del 26 de mayo son "un plebiscito" para esta ciudad pues hay que elegir "entre la Pamplona de ayer o la del mañana, la de unos pocos o la de todos".

En el acto central de campaña en la Plaza Consistorial, Asiron ha subrayado que las opciones son la Pamplona "del régimen o la del cambio" y "salimos a ganar" como en 2015, cuando los electores hicieron realidad "un sueño".

Por eso ha pedido que en 2019 lo haga de nuevo y apuesten por una Pamplona "abierta, moderna, cosmopolita y solidaria", por la Pamplona "justa, la de los avances sociales, la que acoge a las personas migrantes" y la que "ofrece igualdad de oportunidades y cada lunes aquí se manifiesta por las pensiones".

Para Asiron votar a EH Bildu es también elegir a la Pamplona que en esa misma plaza del Ayuntamiento "le dijo al mundo entero que no está dispuesta a tolerar agresiones sexistas", la misma ciudad que "recupera su pasado y reparte verdad, justicia y reparación a las víctimas del franquismo".

"Y salimos a ganar la Iruña que se transforma hasta convertirse en una ciudad respetuosa y sostenible, diversa, multicultural, la que puede ser milenaria y al mismo tiempo moderna, la rebelde, la que no se calla ante las injusticias y es capaz de ponerse a la vanguardia de los avances sociales", ha dicho.

Además Asiron, que ha estado acompañado en el escenario por parte de la candidatura aberzale, se ha comprometido a tener siempre abiertas las puertas del Ayuntamiento para los pamploneses, igual que su corazón.

Ha recordado al respecto que en 2015, nada mas tomar posesión del cargo como alcalde, ofreció a la ciudadanía la makila que representa la autoridad y lo hizo "en un gesto sincero y cargado de simbolismo", pero también "de una responsabilidad enorme", la de empezar a construir "la Pamplona que tanta gente y durante tanto tiempo soñaron".

Aquel día, ha señalado, cientos de personas se concentraron en la Plaza del Ayuntamiento "para celebrar que recuperaban su ciudad tras décadas de asfixia, autoritarismo, sectarismo, persecución, en muchos casos malestar social, y descontrol económico".

"Sabíamos que era difícil darle la vuelta a 16, 24 o 40 años de gobierno de la derecha" y "no sé cuánto hemos avanzado, pero sí puedo aseguraros que nos hemos dejado la piel ello y que hemos creado unas bases maravillosas para construir esa Pamplona con la que soñamos", ha subrayado, y añadido que "la mejor manera de transformar una ciudad es transformar primero sus barrios".

Unos barrios que según Asiron con UPN fueron "castigados e irracionalmente perseguidos", por lo que ha pedido que no se permita con los votos que una gestión "sectaria, elitista e irrespetuosa con sus propias gentes vuelva a nuestras calles, nuestras casas y nuestras vidas".

Antes el concejal Joxe Abaurrea ha comentado que el símbolo de los gobierno locales pasados es la pasarela de Labrit, "despilfarro y apariencia pero todo podrido", y la edil Maider Beloki ha destacado que EH Bildu ha demostrado que se puede gestionar "a través del diálogo y "llegando a acuerdos entre diferentes".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2019
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD