04-05-2019 / 17:20 h EFE

Un hombre son síntomas de ebriedad que conducía un vehículo con sus dos nietos menores de edad en el interior ha sido sometido a un control que mostró que triplicaba el límite legal de alcoholemia permitido, informó la Guardia Civil.

El conductor, de 56 años, fue obligado a detener el vehículo en un control de la Guardia Civil en el kilómetro 0,6 de la carretera CP-2901 en dirección a Cereo y los agentes, tras someterlo a dos pruebas, detectaron niveles de 0,74 y 0,76 miligramos de alcohol por litro de aire espirado, es decir dos veces por encima del límite de 0,25 establecido por la normativa vigente.

Según la Guardia Civil, en el momento de las pruebas, el hombre, abuelo de los dos menores que acompañaba en el coche, "mostraba signos evidentes de estar bajo la influencia de bebidas alcohólicas, a pesar de haber comentado en un primer momento que solo había tomado una cerveza".

El individuo, posteriormente admitió que "había ingerido otra bebida", añade la Guardia Civil, que subraya su "sorpresa" de la actitud del hombre con sus nietos a bordo, por el "peligro para su integridad física, debido a la disminución de reflejos y perdida de facultades que supone la conducción en dicho estado".

Los menores fueron puestos a cargo de la madre y el abuelo debería comparecer en breve en un procedimiento judicial abreviado en el que corre el riesgo de ser condenado a penas de tres a seis meses de prisión, multa y privación del derecho a conducir vehículos de motor durante un periodo de uno a cuatro años, en caso de ser condenado, subraya la Guardia Civil.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Julio 2019
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD