02-05-2019 / 20:20 h EFE

Mañana la Junta de Gobierno municipal dará luz verde a un nuevo reglamento orgánico de la Policía Local de A Coruña que, según ha explicado Rocío Fraga, concejala de Seguridad Ciudadana, "se encontraba obsoleto" y, además, "no estaba adaptado a la Ley de Coordinación de Policías Locales de Galicia de 2007".

Para la edil responsable la redacción del nuevo texto normativo "va a servir para mejorar la calidad de un servicio esencial para la ciudadanía y que en los últimos tiempos, se adaptó también a la realidad diversa de A Coruña", ha dicho Rocío Fraga, y que en los últimos treinta y cinco años eran resultas con "acuerdos puntuales", ha matizado.

El nuevo reglamento no quedará definitivamente aplicado hasta que sea aprobado por el Pleno Municipal y sustituirá al vigente, que no se modificaba desde 1983, y en el cual se contemplan, entre otros aspectos, los derechos y deberes del personal funcionario del cuerpo así como la protección del mismo frente a riesgos laborales, gestión de horas extras o conciliación.

Además, el texto regula también la movilidad, la valoración de méritos y la asignación de destinos, cuestiones que fueron negociadas con la jefatura del cuerpo municipal y las centrales sindicales con representación en la policía municipal, ha informado el consistorio coruñés.

Una vez sea aprobada la nueva norma de la Policía Local se creará "una junta de mandos que tendrá naturaleza consultiva" que estará formada por personal de todas las escalas "con una representación paritaria", aunque el consistorio ha aclarado que este punto se cumplirá cuando así lo permita su estructura.

También se pondrá en marcha una comisión interna de seguridad operativa cuyo cometido será elaborar propuestas de protocolos de actuación y acciones formativas, y otra comisión interna que se encargará de las compras, de modo que los funcionarios policiales podrán participar "en la adquisición y compra de material, armamento, vestuario y equipación del cuerpo", han informado desde la concejalía de Seguridad Ciudadana.

Con la entrada de los funcionarios en la participación de algunas de las decisiones que les afectan como trabajadores en el día a día de sus responsabilidades, Rocío Fraga ha considerado que se articulan órganos que van a contar con la "experiencia y la opinión de los profesionales de la Policía Local", ha reconocido.

El reglamento establece también los derechos del funcionariado en cuanto a conciliación, la adecuada protección de las funcionarias de este cuerpo durante los períodos de gestación, maternidad y lactancia, adscribiéndoles, si fuera necesario, el destino que le resulte más aconsejable.

Por eso, el ayuntamiento ha ideado la Unidad de Convivencia y Seguridad, en la que se integrarán las personas del Cuerpo a las que se les conceda alguna medida de conciliación y cuyos horarios o turnos puedan generar desequilibrios con su grupo de trabajo, a modo de establecer un plan de movilidad que mejore la calidad de vida y laboral de los funcionarios, que podrán regresar a su situación anterior en un plazo de cuatro años siempre que exista una plaza vacante y que hayan finalizado las necesidades por las que esa persona hubiese solicitado su integración en la Unidad de Convivencia y Seguridad.

También queda regulada una demanda de la Policía Local denominada "segunda actividad", en la que se fija la situación administrativa especial para garantizar las adecuadas aptitudes psicofísicas de los integrantes de la Policía mientras permanezcan en activo.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Julio 2019
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD