01-02-2019 / 12:10 h EFE

El término “huachicolero”, con hache inicial, es preferible a “guachicolero”, con ge, para referirse a quienes roban gasolina de los oleoductos, señala la Fundación del Español Urgente, promovida por la Agencia EFE y BBVA.

En las noticias relacionadas con el robo de combustible en México, no es raro encontrarse esta voz y otras de su familia, como por ejemplo en “En el golfo de México dos buques estaban huachicoleando en altamar”, “Los huachicoleros de la zona rompieron el ducto para tener tiempo de escapar” o “El Gobierno federal investiga una red de huachicoleo”.

Tal como explica el “Diccionario del español de México”, de El Colegio de México, un huachicolero es un ‘delincuente que se dedica a robar gasolina perforando los oleoductos que la conducen’. Aunque se trata de una palabra que aún no está recogida en los diccionarios generales, ya tiene amplio uso en México, como también lo tienen “huachicol” (para la gasolina robada o adulterada), “huachicoleo” (para el robo) y “huachicolear” (que es el verbo correspondiente).

La variante con hache es la única recogida en este diccionario y es la mayoritaria en el uso, por lo que es preferible a “guachicolero”. Por ello, resultan también menos recomendables las grafías “guachicol”, “guachicoleo” y “guachicolear”.

No es necesario que vayan escritas en cursiva o, si no se dispone de este tipo de letra, entre comillas, aunque no serían recursos inadecuados si se considera que le pueden resultar novedosas al lector.

“Huachicol” se emplea también, tal como explica la Academia Mexicana de la Lengua, para referirse a la ‘bebida adulterada con alcohol, principalmente de caña’ y a una ‘especie de pértiga que lleva en el extremo una canastilla’ que se utiliza para bajar (y en ocasiones para robar) frutas de los árboles. El uso en el contexto del combustible robado, que a menudo acaba adulterado, podría ser una extensión de estos significados.

Por ello, los ejemplos dados anteriormente se pueden considerar válidos.

La Fundéu BBVA (www.fundeu.es), que trabaja asesorada por la Real Academia Española y cuyo principal objetivo es el buen uso del español en los medios de comunicación, cuenta con la colaboración, además, del Instituto Cervantes, la Fundación San Millán, Accenture y Prodigioso Volcán.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Enero 2021
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD