29-12-2020 / 19:10 h EFE

Agentes de Guardia Civil y Policía Nacional han desarticulado, en una operación conjunta que se ha saldado con la detención de tres hombres y de una mujer, una red de tráfico de drogas que operaba en las comarcas de la Ribera Alta del Ebro y de las Cinco Villas y que tenía sus bases de operaciones en las localidades de Tauste y Pedrola.

Según informa el Instituto Armado, la denominada operación "Nidal Fullatre" se inició el pasado mes de enero a raíz de la información recibida por los investigadores en torno a una red de venta de estupefacientes, principalmente cocaína, que operaba en las referidas comarcas zaragozanas.

Las pesquisas desarrolladas por el equipo de policía judicial de la Guardia Civil de Zaragoza permitieron identificar a los sospechosos, que también estaban siendo investigados por el grupo de estupefacientes de Policía Nacional, lo que motivó la puesta en marcha de una operación conjunta.

Durante el transcurso de la investigación, uno de los sospechosos fue hospitalizado tras ser agredido de gravedad en el cuello por arma blanca, un hecho que los policías atribuyeron a un ajuste de cuentas derivado de la actividad de la red.

Las pesquisas llevadas a cabo permitieron a los investigadores determinar que los sospechosos actuaban desde cinco puntos diferentes, dos domicilios y un inmueble situados en Tauste y dos establecimientos de hostelería que eran regentados por la compañera sentimental del principal cabecilla de la red en Pedrola.

Según las fuentes citadas, la mujer actuaba como testaferro, mientras que una gran parte de los beneficios obtenidos con la venta de la droga se destinaban a la adquisición de propiedades a fin de blanquear el dinero.

El cabecilla de la red era el encargado de obtener la cocaína, que el mismo vendía en parte a conocidos con los mantenía relaciones de amistad. Los otros dos miembros de grupo se encargaban a su vez de distribuirla al menudeo entre personas de confianza en poblaciones de las dos comarcas.

Las pruebas obtenidas concluyeron con la detención, el pasado 16 de diciembre, de los cuatro miembros de la red.

El cabecilla de la red fue detenido cuando circulaba por Pedrola junto a su compañera y una hija menor, después de protagonizar una fuga hasta las afueras de la ciudad y de intentar a uno de los agentes que le dieron el alto, que recibió un golpe en la cadera.

En Tauste se llevaron a cabo la detención de los dos restantes miembros de la red, uno de ellos en el momento en que realizaba la venta de cocaína a un consumidor habitual.

En los cuatro registros llevados a cabo en Tauste y Pedrola, los agentes intervinieron 1 kilogramo de cocaína, 15 dosis preparadas para su venta, utensilios para la manipulación de la droga, pequeñas cantidades de marihuana y 11.309 euros en efectivo.

A los detenidos, los tres hombres, de nacionalidad española, y la mujer, rumana, se les imputan distintos delitos de pertenencia a organización criminal, contra la salud pública y blanqueo de capitales, así como de atentado grave y de resistencia al cabecilla de la red y a uno de sus miembros que se resistió a la detención.

Tras prestar declaración ante el juzgado de guardia de Zaragoza, los tres hombres ingresaron fueron trasladados a la cárcel de Zuera en prisión preventiva, y puesta en libertad la mujer.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Mayo 2021
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD