11-09-2020 / 16:49 h EFE

La Audiencia Provincial de Albacete juzgará el próximo lunes a un hombre de 55 años con antecedentes por pederastia acusado ahora de un delito continuado de abuso sexual a una niña, que habría cometido en diciembre de 2018 mientras disfrutaba de la suspensión condicional de una condena anterior y que, si resulta probado, pueden costarle una condena de seis años de prisión.

El acusado, J.R.L.S., de 55 años, será juzgado en la Sección Segunda de la Audiencia Provincial, , tiene que ver con hechos ocurridos en diciembre de 2018, según consta en el escrito de acusación de la fiscalía que ha difundido este viernes el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha

Según la Fiscalía, el procesado se acercó “en varias ocasiones” a la puerta del colegio de la menor, que ahora tiene 12 años, y también a un parque cercano, “buscando la compañía de niñas de corta edad”, para ganarse su confianza “entregándoles dinero o golosinas”.

De ese modo contactó con la menor, a la que “ofreció dinero para golosinas, para que se comprara unas zapatillas”, o prometiéndole un “patinete eléctrico y una consola”.

A cambio, pidió a la niña que subiera a su domicilio con él, lo que consiguió “en varias ocasiones”, donde una vez le hizo “tocamientos” con la excusa de que iban a jugar juntos con el ordenador y, otra vez, cuando la menor estaba con otras niñas en la calle, el acusado la llevó a una zona “más oscura”, donde también le hizo tocamientos “por encima y por debajo de la ropa”.

El 23 de diciembre de 2018 fue cuando una vecina “sorprendió” a J.R.L.S. cuando llevaba a la niña a una zona apartada y con poca iluminación y fue entonces cuando la madre de la menor interpuso entonces una denuncia y el procesado fue detenido finalmente el 30 de enero de 2019.

La Fiscalía hace constar que J.R.L.S. ya había sido condenado por dos delitos de abuso sexual a menores en abril de 2014, en la misma Audiencia Provincial, y que, en el momento de ocurrir los hechos que ahora se juzgan, “disfrutaba del beneficio de la suspensión condicional de la condena”.

El fiscal propone una condena de seis años de prisión para el acusado por “un delito continuado de abuso sexual a menor de 16 años”, con siete años de incomunicación y alejamiento hacia la víctima, y 10 años de libertad vigilada.

También se propone que indemnice a la menor en 3.000 euros “por los daños psicológicos causados” y que quede inhabilitado durante diez años “para cualquier profesión u oficio, retribuido o no, que conlleve contacto regular y directo con menores”.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Abril 2021
L M X J V S D
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD