03-08-2020 / 14:49 h EFE

La consejera de Sanidad de Castilla y León, Verónica Casado, ha advertido este lunes que la Junta vigila varias zonas de salud de la Comunidad por si es necesario limitar su movilidad ante el aumento de brotes, como ha ocurrido en los municipios de Íscar y Pedrajas de San Esteban (Valladolid).

En una rueda de prensa para informar sobre los brotes surgidos en Castilla y León, la consejera ha señalado que son 35 las zonas básicas de salud que tienen que "tener cuidado" en el seguimiento de las medidas sanitarias, ya que el aumento de casos podría llevar a un aislamiento similar al de las localidades de Valladolid.

Entre los municipios que mas preocupan a la Junta, además de Íscar y Pedrajas de San Esteban (aisladas durante 14 días con 59 casos y una tasa de incidencia por cien mil habitantes de 38,8), se encuentran las zonas básicas de salud de Aranda de Duero (Burgos) con 57 casos en total y una tasa de 27,4 en su zona Norte, y Soria, donde hoy se han detectado 52 casos nuevos y su tasa, en la zona norte, es de 17,7.

Casado ha explicado que un aumento de casos conlleva "más posibilidades de que haya transmisión comunitaria", que a su vez aumenta la probabilidad de tener más enfermos, hospitalizados y, por tanto, más pacientes que requieran las UCIS.

Ha defendido la utilización del confinamiento y la cuarentena como herramientas para frenar los brotes, y en este sentido ha agradecido la colaboración "extraordinaria" de vecinos y alcaldes de Íscar y Pedrajas de San Esteban, un brote que cuenta con 59 positivos y 21 personas en contacto, un "menor aumento de casos que los últimos días".

Las zonas de salud vigiladas son en Ávila la de Cebreros; en Burgos las de Aranda norte, sur y rural, en la capital la de López Saiz, Burgos rural norte y sur, Gamonal Las Torres, Miranda Este, San Agustín y Villarcayo; en León, la zona de Matallana de Torío; en Palencia las de Baltanás, Carrión de los Condes y Palencia rural.

En la provincia de Salamanca son las zonas de Béjar, Garrido Norte, Pedrosillo el Ralo y Villalobos; en Segovia son Cuéllar, Villacastín y El Espinar; en Soria las zonas de Almazán, San Esteban de Gormaz, Gomara, Soria rural y Soria norte y sur; en Valladolid las de Tordesillas, Delicias, Íscar, Tudela, Valladolid rural 1 y Cigales; y en Zamora, Benavente norte, Mombuey, Santa Elena y La Guareña.

Todas ellas son zonas que tienen una tasa de PCR positivo 2.5-3 en relación a los 10.000 habitantes, siendo las más afectadas según la consejera Aranda de Duero y las ya aisladas Íscar y Pedrajas de San Esteban.

"Lo importante es contener, que extrememos las medidas de cautela en todas estas zonas", ha reiterado Casado, quien ha insistido que, si se pasa a transmisión comunitaria, será momento de tomar "otras medidas".

Preguntada por el aumento en Soria, ha indicado que se mantiene con "muchos casos" desde el comienzo, aunque ha negado que exista transmisión comunitaria.

En este sentido, ha agradecido a los profesionales de la provincia que se dedican a hacer las pruebas PCR y el control de contactos, lo que permite tener "a todos los identificados controlados"

Cuestionada sobre si existe la posibilidad de confinar una zona determinada sin acudir a los juzgados, Casado lo ha negado y ha reiterado al Gobierno central la petición de "herramientas legales" que lo permitan, aunque de igual manera ha agradecido la "respuesta magnífica" de los jueces.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Febrero 2021
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD