11-04-2020 / 14:41 h EFE

El sindicato LAB ha planteado ante la reapertura de empresas prevista para el próximo martes que "obligatoriamente" se acuerde con los trabajadores el "plan de arranque" y si no se llega a esa acuerdo, la decisión quede en manos de Osalan y la Inspección de Trabajo.

Esta es una de las aportaciones de LAB al documento "Plan de arranque de actividad" que el Gobierno Vasco les remitió el pasado miércoles y que estaba abierto a propuestas, aunque según afirma la central en un comunicado, desconoce cómo se gestionarán las diferentes iniciativas planteadas.

Según el sindicato, el Ejecutivo indica que cada empresa debe elaborar su "plan de arranque y que debe intentar acordarlo con la plantilla. En caso de desacuerdo, se pondrá en marcha el plan de la compañía y los trabajadores podrá presentar una denuncia.

Frente a esta medida, LAB propone que el acuerdo sea "obligatorio" y que si dicho acuerdo resulta imposible, decidan Osalan y la Inspección de Trabajo.

Plantea también reforzar las plantillas de estos dos organismos citados "hasta equipararlas con la media europea" para hacer un seguimiento de las medidas de prevención a adoptar en las empresas, evitar incumplimientos y responder a denuncias "para garantizar la salud de los trabajadores".

Otras propuestas son que la labor de Osalan "garantice" el cumplimiento de la normativa laboral y de salud y "no tenga únicamente una función consultiva", que se haga público el listado de las empresas sancionadas por incumplir las medidas de prevención y que se practiquen pruebas para detectar el COVID-19 a los trabajadores.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2020
L M X J V S D
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD