05-12-2019 / 11:40 h EFE

El departamento de Educación ha avanzado su intención de corregir e igualar entre centros el reparto del alumnado de origen inmigrante y desfavorecido, tras constatar esta como una de las posibles causas de descenso en la puntuación media obtenida por los estudiantes navarros en el último informe PISA.

Otras de las causas puede atribuirse a la digitalización de estas pruebas -una circunstancia no entrenada en Navarra- e incluso al "hastío" que en el sistema educativo navarro ha producido la sucesión en los últimos años de pruebas de evaluación, que ha llevado en esta ocasión al "boicot" por parte de algunos centros en los que no se ha presentado ninguno de los alumnos elegidos para la prueba.

Así lo ha señalado en conferencia de prensa el consejero de Educación, Carlos Gimeno, quien ha ofrecido un avance de los datos del informe PISA de 2018 -la prueba de la OCDE que mide las competencias de los alumnos de 15 años en ciencias, matemáticas y comprensión lectora- y que, frente a este apunte negativo ha subrayado la buena posición de Navarra en la media de las Comunidades autónomas.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2020
L M X J V S D
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD