17-10-2019 / 17:31 h EFE

El Ministerio Público y la acusación particular han ratificado este jueves elevadas penas de prisión que oscilan entre 19 y 43 años de cárcel para el miembro del clan de los “Madriles” y principal acusado de varios delitos por agresión sexual, detención ilegal, coacciones y lesiones, tras considerar acreditado que agredió sexualmente a una mujer, la golpeó y la sometió, con violencia e intimidación, con trato vejatorio, con la ayuda de su familia.

“Estamos hablando de un cautiverio de 20 días, de agresiones sexuales continuadas. No es una agresión única y exclusiva, lesiones y trato degradante”, ha relatado al finalizar el juicio la acusación particular que ha dejado claro que “si la Manada es un caso especial, este todavía lo es más”, en alusión al amplio periodo de agresiones.

Las defensas de los seis acusados, Javier G., sus padres y hermanos, por el contrario, han solicitado su libre absolución al entender que no hay prueba de cargo suficiente para revertir la presunción de inocencia tras aludir a las “contradicciones” por parte de la víctima.

En el segundo día de juicio, que ha acogido la Audiencia Provincial de Ourense, el Ministerio Público ha considerado acreditado que Javier G, “agredió sexualmente, golpeó y sometió a un trato degradante” a la mujer, durante veinte días, en los cuales “le cortó el pelo, le obligó a ducharse en agua fría, a robar chatarra, le quitó el móvil”, todo ello bajo “la vigilancia” de toda su familia, para quien ha pedido finalmente dos años y seis meses, en calidad de coautores.

Para ello, se ha remitido a los informes policiales y médicos, que han ratificado la presencia de numerosas lesiones en la víctima y la existencia de un trastorno de estrés postraumático que, según han aclarado los médicos, sólo se da cuando la víctima teme por su vida.

En concreto, una psicóloga ha explicado que las lagunas son “habituales” en casos de estrés post-traumático, y que fue puesto en tela de juicio por las defensas, y una doctora confirmó la presencia de hematomas por todo el cuerpo que presentaban “diferentes estadios evolutivos”, compatibles con el relato de la víctima.

Por otro lado, el fiscal ha cuestionado que “en una especie de tsunami”, “nadie” de la familia haya visto nada y ha defendido la credibilidad de la víctima, pese a algunas inconsistencias y contradicciones que apreció.

La acusación particular, que ha considerado acreditados los hechos, que ha considerado acreditados los hechos, ha justificado que no pidiese ayuda en “el miedo que tenía a que la matasen”, rechazando así la tesis expuesta por las defensas, de por qué no pidió auxilio en las ocasiones que estuvo fuera de la casa del acusado.

En cuanto a las penas, esta parte ha elevado sus penas hasta los 42 años y 6 meses de prisión para el acusado y también para la madre hasta los trece años, al considerar acreditado que desempeñó un papel principal en los hechos. En concreto, la acusación añadió al delito de detención ilegal uno de amenazas y otro de trato vejatorio.

Para la acusación particular, resulta “evidente” que no podía “pedir ayuda” dado que se encontraba “continuamente vigilada” por la familia. También ha referido que el corte de pelo en la etnia gitana -a la que pertenece este clan- significa “una deshonra” y no se hizo “por gusto” de Javier.

Frente a las conclusiones de ambas acusaciones, la defensa de principal encausado, Ángel María Fernández, ha pedido la libre absolución al entender que la prueba de cargo practicada “no reúne las debidas condiciones” para acreditar los hechos.

Para ello, se ha remitido al hecho de que la víctima “ha incurrido en numerosas contradicciones y además ha relatado hechos que son inverosímiles”, como por ejemplo, ha planteado qué sentido tiene “golpearla -para llevarla a su casa- si -previamente- la había drogado”, versión que ofreció la mujer, y también cuestionó que se hablase de la existencia de unas armas “que luego no aparecieron" en casa del acusado.

El resto de defensas también han solicitado la libertad para los acusados tras cuestionar la incorrección de delitos y hechos que se imputan a cada uno al tiempo que han insistido en el testimonio “poco creíble” de la víctima.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2019
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD