29-09-2019 / 18:49 h EFE

La Guardia Civil ha abatido a los dos toros bravos que al parecer se habían escapado de una instalación ganadera de Tales (Castellón) y que han sido localizados horas después en una zona montañosa de difícil acceso.

La Guardia Civil ha tenido que matar a los toros, con un peso superior a los 450 kilos cada uno, por motivos de seguridad, según han informado fuentes de este cuerpo.

Los toros de lidia se han encontrado en una zona abrupta y de muy difícil acceso, en la pedanía de Arpesa.

Al parecer el dueño de la ganadería echó en falta los dos toros y comunicó el hecho a la Guardia Civil, que inició la búsqueda en zona forestal, en la sierra de Espadán.

Bomberos del Consorcio Provincial han prestado su apoyo a la Guardia Civil en la búsqueda de los animales, para la que este cuerpo ha movilizado un helicóptero.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2020
L M X J V S D
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD