11-08-2019 / 16:00 h EFE

Camiones y autocares podrán atravesar ya mañana la frontera hispanoandorrana a través de la carretera CG-1, que une Cataluña con ese país, tras el desprendimiento de tierra que se produjo ayer sobre esa vía, que tuvo que ser cortada al tráfico aunque posteriormente se habilitó un carril para vehículos ligeros.

El jefe del Gobierno de Andorra, Xavier Espot, ha visitado nuevamente hoy la zona afectada y ha anunciado que, después de los informes de los equipos técnicos y de los cuerpos de seguridad, los camiones y autocares podrán utilizar a partir de este lunes el carril de la CG-1 más cercano al centro comercial Punt de Trobada, sobre el que se produjo el desprendimiento.

Los autocares podrán atravesar la zona del deslizamiento de tierras en fila de a uno y bajo la supervisión policial, pero los pasajeros deberán bajar de los vehículos, salvar ese trayecto andando y subir luego nuevamente a los autocares.

Los vehículos ligeros podrán seguir utilizando los dos carriles, uno en cada sentido de circulación, habilitados ayer, seis horas después del desprendimiento.

El desprendimiento, que no causó heridos pero sí desperfectos materiales en ese centro comercial, se produjo sobre las 06.00 horas de ayer y obligó a cortar al tráfico la CG-1, que enlaza con la N-145, el principal acceso al Principado desde España.

La circulación de entrada y salida de Andorra por esa carretera, una de las dos vías de acceso al país, estuvo totalmente cortada hasta las 12.00 horas, cuando se habilitaron esos dos carriles.

Ese paso alternativo es solo apto para vehículos ligeros, de manera que los vehículos pesados y de más de dos metros de altura que ayer querían entrar o salir de Andorra lo habían de hacer por la frontera del Pas de la Casa.

Mañana, el Gobierno andorrano celebrará un Consejo de Ministros extraordinario en el que tiene previsto declarar un estado de emergencia en la zona para poder llevar a cabo con prontitud las obras necesarias para normalizar la circulación.

El jefe del Gobierno ha explicado que las obras se centrarán básicamente en levantar una pared de hormigón y en instalar unos pilares metálicos y taludes en la zona afectada, que se espera que estén acabadas el próximo día 15.

"Con estas protecciones, que garantizan unas condiciones óptimas de seguridad, estaremos en disposición de abrir todos los carriles de la CG-1 en los dos sentidos de la marcha", ha asegurado Xavier Espot.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Noviembre 2019
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD