14-07-2019 / 12:51 h EFE

Una ciudadana marroquí de 51 años ha sido detenida por la Policía en la localidad malagueña de Benalmádena al tener una orden internacional de detención dictada por las autoridades de Marruecos como presunta autora de una estafa inmobiliaria por un importe superior a los 2,3 millones de euros.

La fugitiva, que presuntamente aprovechó su cargo de registradora de la propiedad en su país de origen para defraudar dicha cantidad, residía con su familia en Benalmádena, adonde había huido para eludir la acción de la Justicia, ha informado este domingo la Policía en un comunicado.

Los investigadores han detenido a la prófuga tras ser identificada cerca de su domicilio en Benalmádena y comprobar cómo tenía una orden internacional de detención en vigor.

La reclamada, que ha pasado a disposición del Juzgado Central de Instrucción de Madrid, emitió presuntamente cheques sin fondos por la citada cuantía aprovechando el cargo de registradora de la propiedad que ocupaba.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2020
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD