14-06-2019 / 15:20 h EFE

El lehendakari, Iñigo Urkullu, ha afirmado este viernes en Bilbao que para el Gobierno Vasco supone un "objetivo de país" construir una sociedad libre de violencia contra las mujeres.

Urkullu ha participado en el acto de clausura de la jornada "Desafíos en la atención a las mujeres con discapacidad víctimas de la violencia machista", que ha organizado el Instituto Vasco de la Mujer-Emakunde y la coordinadora vasca de representantes de personas discapacitadas Adeka.

En su intervención, el lehendakari ha reiterado el "firme compromiso" del Ejecutivo en la lucha contra la violencia machista y contra la "dobles discriminaciones" que pueden surgir de la diversidad y de la discapacidad.

En relación a este colectivo ha mantenido que las políticas institucionales deben tratar tanto el género como la discapacidad "de forma transversal" y en el marco de un modelo de colaboración con las asociaciones que trabajan en estos ámbitos.

Ha remarcado que esta labor en equipo resulta "indispensable" para avanzar en la igualdad y para responder a lo que ha calificado como "objetivo de país: construir una sociedad libre de violencia contra las mujeres".

"Nuestra prioridad es prevenir la violencia contra las mujeres a través del trabajo en igualdad", ha destacado, y ha añadido que otra prioridad es "ofrecer una respuesta integral" a la mujeres que se encuentran en esa situación.

Según ha dicho, para avanzar en esa dirección también es necesaria la formación continúa de las personas que trabajan con los colectivos afectados "para conocer mejor la manera de atender a cada mujer en función de sus propias condiciones de vida y de sus necesidades".

Durante el acto de inauguración de la jornada ha intervenido la viceconsejera de Políticas Sociales del Gobierno Vasco, Lide Amilibia, quien ha destacado la "mayor vulnerabilidad" ante la violencia machista del colectivo de mujeres con discapacidad, ya sea física o intelectual.

Ha citado como ejemplo que de las 170 mujeres que recibieron la ayuda económica para mujeres que sufren violencia por parte de su pareja o expareja en 2018, diez tenían alguna discapacidad reconocida.

Amilibia ha apuntado que una de cada diez mujeres sufre una discapacidad o dependencia y ha subrayado la necesidad de "prestarles especial atención" ante "las múltiples y perversas formas de violencia que pueden padecer".

Ha remarcado que la violencia machista no solo es la agresión, el control o el aislamiento, "sino también cuando te privan del apoyo que necesitas para comer, para la medicación o para el aseo personal".

"También podemos hablar de violencia por malos cuidados o falta de cuidados", ha apuntado.

Ha recalcado que el papel de las instituciones es "acercarse" a estas personas y darles una cobertura "adecuada", a la vez "visibilizar" estas situaciones.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2019
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD