14-06-2018 / 14:11 h EFE

El acceso a las playas de Calnegre y Cabo Cope durante este verano se restringirá a los vehículos particulares con el objetivo de proteger la biodiversidad en esa zona, un espacio natural protegido, al igual que ya se hizo el verano pasado en las playas del parque natural de Calblanque.

El Consejo de Gobierno ha dado hoy luz verde a un convenio con el ayuntamiento de Lorca, municipio al que pertenecen esas playas, para "controlar el acceso masivo de vehículos a motor" a la zona durante los meses de mayor afluencia de público y proteger así la biodiversidad del entorno, ha explicado la portavoz del Ejecutivo, Noelia Arroyo.

Así, está previsto poner en marcha un "plan de control de entrada de vehículos al interior del parque regional" y se establecerá un servicio de transporte público para acceder a las playas.

También se llevarán a acabo actuaciones de mejora de los sistemas de comunicaciones, protección civil, limpieza, vigilancia e información ambiental, "todo ello con el objetivo de la conservación de la biodiversidad del espacio natural protegido y el uso y disfrute de las personas".

En concreto, el control de los accesos afectará a las calas de Calnegra y Baño de las Mujers y a la playa del Siscal.

El convenio establece también que se debe garantizar un adecuado desarrollo del servicio de control de acceso de visitantes y una rápida respuesta frente a posibles situaciones de emergencia.

Por último, se adecuarán las infraestructuras del espacio natural para asegurar el buen funcionamiento del sistema de transporte público.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Junio 2018
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD