11-01-2018 / 21:59 h EFE

La Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH) condenó hoy los enfrentamientos ocurridos el pasado día 7 en el municipio de Acapulco, en los que fallecieron 11 personas, y pidió que se esclarezcan los hechos.

La institución dijo en un comunicado que cuenta con "fuertes elementos" que señalan hacia la existencia de violaciones de derechos humanos cometidas por parte de las fuerzas de seguridad durante un operativo, "las cuales resultan profundamente preocupantes".

La madrugada del 7 de enero varios enfrentamientos dejaron en la comunidad de La Concepción, en el sureño estado de Guerrero, ocho personas muertas, en circunstancias inciertas.

Después se dio un operativo policial en el que tres personas más fallecieron -identificados por las autoridades estatales como policías comunitarios- y 38 fueron detenidas.

"Resulta alarmante que, de acuerdo con la información recabada, el operativo no se llevó a cabo con base en los estándares internacionales sobre uso de la fuerza", subrayó la ONU-DH.

En este sentido, dijo haber recibido información sobre la comisión de actos de tortura y malos tratos, fabricación de pruebas contra personas detenidas y allanamientos sin orden judicial, entre otros delitos.

Asimismo, expresó su preocupación por las agresiones registradas contra los periodistas que cubrían los hechos, especialmente por la sucedida contra el fotógrafo Bernardino Hernández, quien tuvo que ser hospitalizado, y por el robo de material gráfico.

"Estos hechos no sólo constituyen un obstáculo a la libertad de expresión y al derecho de la ciudadanía a obtener información independiente y plural, sino también podrían representar un intento de ocultar o destruir evidencias de graves violaciones de derechos humanos", aseveró la ONU-DH.

A estos aspectos, el organismo sumó en su denuncia la "inacción" de las autoridades para proteger a los comunicadores amenazados posteriormente en la comunidad.

Por último, dio sus condolencias a las familias de las víctimas y pidió que se adopten "las medidas necesarias" para garantizar las condiciones de seguridad de los habitantes de la comunidad, así como de los detenidos, abogados y defensores de derechos humanos que están trabajando en el caso.

En los últimos años han surgido diversas policías comunitarias en Guerrero, con el argumento de proteger a localidades afectadas por la violencia del crimen organizado.

Estos grupos vigilantes están conformados por miembros de las propias comunidades afectadas y operan con permiso de las autoridades.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Abril 2018
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD