15-06-2011 / 13:51 h EFE

Así lo han avanzado hoy responsables de la Federación de Industria y Trabajadores Agrarios (FITG) de UGT, que hoy han organizado en Almería una asamblea con trabajadores hortofrutícolas para analizar las consecuencias de la crisis sobre el empleo.

Según una primera estimación, al menos 45.000 trabajadores andaluces podrían haberse visto afectados por la caída de la actividad provocada la crisis alimentaria de Alemania, una cifra que podría elevarse a unos 50.000 si se suman los trabajadores murcianos y valencianos, ha apuntado el secretario general de la FITAG, Antonio Deusa.

La pérdida de empleo ha llegado por varias vías: la pérdida de jornales por la reducción de jornada, la rescisión de contratos de manera anticipada y los trabajadores que ni siquiera han sido contratados.

El mayor número de trabajadores afectados se encuentra en el sector del manipulado y el envasado, que está muy vinculado a las exportaciones, y en menor medida en los invernaderos, debido a que la campaña está muy avanzada.

La provincia española más afectada ha sido Almería, donde se han visto perjudicados unos 20.000 trabajadores del manipulado y el envasado, y otros 5.000 de la producción, según datos aportados por el secretario general de FITAG UGT Almería, Juan Sola, quien ha recordado que la crisis no solo ha afectado al pepino sino a los productos hortofrutícolas de manera generalizada.

Sola ha advertido de que la crisis va a seguir teniendo efectos sobre el empleo, puesto que se prevé que el final de la campaña se va a adelantar al menos un mes.

Además de Almería, principal provincia productora, la crisis también ha tenido impacto en Granada y en Málaga, con cerca de 12.000 y 10.000 trabajadores afectados y 200.000 y 180.000 jornales perdidos, respectivamente, ha apuntado el secretario general de FITAG UGT Andalucía, Pedro Marcos Parra, quien ha añadido que Sevilla y Córdoba también tienen algo de industria manipuladora, pero que se ha visto poco afectada.

Los trabajadores eventuales y fijos-discontinuos, se han visto muy perjudicados, ya que para ellos "deja de existir trabajo cuando acaba la campaña o deja de haber exportaciones", han explicado los responsables sindicales.

UGT va a extender este tipo de asambleas a Murcia y la Comunidad Valenciana, las otras dos comunidades autónomas más afectadas, para tratar de concretar el número de jornales perdidos.

El objetivo del sindicato, ha explicado el responsable estatal de la Federación, es reclamar al Ministerio de Trabajo ayudas para que estos trabajadores no se vean perjudicados en el cobro de las prestaciones por desempleo o de las pensiones en el futuro.

Los responsable sindicales también han criticado la decisión de la Comisión Europea de no aumentar el volumen de ayudas previstas al sector (210 millones de euros) ni el número de cultivos a los que van dirigidas (pepinos, tomates, lechuga, calabacines y pimientos) porque van a ser "claramente insuficientes" y hay otros productos afectados por la crisis, como el melón, la sandía o la berenjena.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2017
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD