06-06-2011 / 18:20 h EFE

En el caso español, es probable que el Ejecutivo comunitario solicite mayor concreción al Gobierno sobre cómo piensa alcanzar sus objetivos de reducción del déficit en 2011 y 2012.

Bruselas calcula que un crecimiento económico más débil de lo previsto provocará un pequeño desfase de tres décimas respecto al objetivo de reducción del déficit para este año, fijado en el 6 % del PIB, según las perspectivas publicadas el 13 de mayo pasado.

La Comisión Europea cree que la meta de reducción del déficit se alejará aún más en 2012, al situarse el desequilibrio de las cuentas públicas en el 5,3 %, frente al objetivo del Gobierno del 4,4 % del PIB.

El comisario de Asuntos Económicos y Monetarios, Olli Rehn, ha restado importancia a las tres décimas de diferencia respecto a la meta de 2011, pero ha insistido en que, en general, la reducción del déficit es esencial para que España logre diferenciarse de los países rescatados y recupere la completa confianza de los mercados.

Además, en las perspectivas de primavera, el Ejecutivo comunitario ya advertía de que el cumplimiento de las metas "también dependerá de que los gobiernos regionales cumplan estrictamente con sus objetivos", asunto que está levantando una importante polémica actualmente en España ante las dudas que suscita el estado de las cuentas de autonomías como Castilla-La Mancha.

Más allá de la consolidación del presupuesto público, las perspectivas publicadas recientemente por la Comisión Europea hacen referencia a otra de las áreas que mañana pueden ser objeto de recomendaciones.

Concretamente, el informe recomendaba "mayores progresos en la reestructuración del sector bancario y consolidación fiscal" para "fomentar la confianza en la economía española y mejorar el acceso y el coste de la financiación".

Asimismo, es posible que Bruselas pida a España que concluya la reforma de la negociación colectiva, que es uno de los compromisos formulados por el Gobierno a nivel europeo para mejorar la situación del mercado de trabajo, con la tasa de paro más alta de la UE.

Además de la recomendaciones para España, Bruselas presentará mañana consejos para los otros 26 estados miembros de la UE y uno más adicional para la eurozona en su conjunto, que deberán servir para inspirar la redacción de los presupuestos y programas de reformas del año que viene.

Fuentes europeas explicaron que los capítulos dedicados a Grecia, Portugal e Irlanda, los tres países que han recibido ayuda internacional para evitar la bancarrota, carecerán de novedad, pues los consejos serán un resumen del contenido incluido en los programas asociados al rescate.

El ejercicio de evaluación de este año será más amplio de lo habitual, en respuesta a las reformas que la UE está adoptando ante la crisis de la deuda en la zona euro.

Hasta ahora, Bruselas se limitaba a la vigilancia presupuestaria, pero ha incluido la supervisión de las políticas económicas de los países para evitar burbujas como las que desencadenaron la crisis.

Las principales conclusiones publicadas mañana por Bruselas deberán ser respaldadas al máximo nivel durante la cumbre de líderes europeos del 23 y el 24 de junio.

En enero de 2012, Bruselas realizará un nuevo análisis y, si los países no cumplen con sus compromisos, cabe la posibilidad de que sean sancionados, según contempla la reforma de la gobernanza que está siendo conducida en la UE para evitar crisis como la ocurrida en la zona euro.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Julio 2017
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD