05-11-2010 / 9:20: h EFE

"Hay medidas de seguridad extraordinaria en marcha y se ha decretado una alerta general para evitar que los insurgentes lleven a cabo un gran ataque", dijo a la agencia india IANS una fuente de los servicios de inteligencia indios.

El presidente de EEUU, Barack Obama, llega mañana a Bombay (oeste) y, aunque no tiene previsto visitar la conflictiva Cachemira, las autoridades locales han asegurado estar "preocupadas" por el viaje.

Según el jefe del Gobierno regional cachemir, Omar Abdulá, la guerrilla separatista podría tener en mente alguna acción durante la visita de Obama, con el fin de situar el conflicto de Cachemira en el centro de su agenda bilateral con la India.

En el 2000, un grupo de hombres armados cuya identidad se desconoce todavía masacró a 35 aldeanos de religión sij en el pueblo de Chattisinghpora, coincidiendo con la visita a la India del entonces presidente de Estados Unidos, Bill Clinton.

"Los núcleos habitados por minorías están en alerta extraordinaria y se ha fortalecido el despliegue (de seguridad) en las instalaciones sensibles", aseguró el oficial.

Otra fuente oficial aseguró además que las fuerzas de seguridad han intensificado sus operaciones de ataque contra los insurgentes, con vistas a reducir su margen de maniobra y la posibilidad de que planeen acciones de entidad.

Por el momento, uno de los principales líderes separatistas, Syed Alí Geelani, ha pedido a la población que se sume a una huelga civil durante la visita del mandatario estadounidense.

"Es esencial decirle al mundo, especialmente al presidente de EEUU, que la paz permanente no llegará al sur de Asia a menos que los cachemires reciban el derecho inalienable a la libertad", dijo Geelani.

La Policía impuso hoy un toque de queda en ocho barrios de la capital estival de la Cachemira india, Srinagar, para evitar la violencia, aunque los separatistas no convocaron protestas para permitir que los hindúes celebren la fiesta de Diwali.

Cachemira, la única región india de mayoría musulmana, es un territorio que se disputan y reparten la India y Pakistán desde la independencia y partición del subcontinente, en el año 1947.

La India prefiere tratar el contencioso como un problema interno, pese a los intentos de los separatistas cachemires por internacionalizar sus demandas y buscar la implicación, entre otros, de Estados Unidos.

Obama tiene previsto aterrizar mañana en Bombay y viajará un día después a la capital del país, Nueva Delhi, donde se reunirá el lunes con los principales líderes del país asiático, como parte de una gira asiática que le llevará también a Indonesia, Corea del Sur y Japón.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Julio 2017
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD