31-07-2017 / 19:40 h EFE

El Juzgado de lo Social número 36 de Madrid ha estimado la demanda de una investigadora de la Fundación de Investigación Biomédica del Hospital La Paz, que llevaba encadenando contratos por obra desde 2008, y obliga a convertirla en indefinida reconociéndole además la antigüedad.

En la región hay 1.225 trabajadores en las diez fundaciones de Investigación Biomédica de los hospitales, de los cuales 1.091 son investigadores o técnicos de apoyo a la investigación y, el 87% del total son trabajadores eventuales, según datos de CCOO.

Estos investigadores, pese a ser "altamente cualificados y tener trabajos publicados en revistas científicas internacionales de prestigio, no tienen convenio colectivo" y se rigen por el Estatuto de los Trabajadores, añade el sindicato.

Entre ellos, "algunos investigadores principales llevan más de diez años -desde la creación de las fundaciones- con contratos en fraude de ley", aunque "por fin la Consejería de Sanidad se ha sentado en un grupo de trabajo para empezar a negociar un convenio único para ellos", ha dicho a EFE el coordinador de Acción sindical de CCOO Sanidad Madrid, Mariano Martín-Maestro.

Según la sentencia, fechada el 25 de julio, esta doctora en Biología fue contratada por primera vez por el Sermas en el Hospital Carlos III en 2008, tras lo cual pasó a la Fundación de Investigación Biomédica Hospital Carlos III, el cual fue después fue absorbido por La Paz, pasando a la Fundación Biomédica de este hospital.

"Desde el inicio de la relación laboral iniciada el 1 de febrero de 2008, la actora ha ejecutado siempre, como tarea principal en su investigación la de las bases moleculares de las alergias alimentarias y de la alergia a Anisakis, continuando en la actualidad con esta investigación", señala la sentencia a la que ha tenido acceso EFE.

Esta investigación está financiada por el Ministerio de Economía a través de los Fondos de investigación sanitaria Miguel Servet I y II, convocados por el Instituto de Salud Carlos III.

El juez estima que "los contratos suscritos por la accionante responden a la misma obra", por lo que "no es posible acudir a la superación de los límites temporales de la contratación por obra".

Además, el artículo 15.3 del Estatuto de los Trabajadores señala que "se presumirán por tiempo indefinido los contratos temporales celebrados en fraude de ley", es decir, cuando se utiliza un contrato temporal para "satisfacer una necesidad no puntual sno permanente del empleador", reza la sentencia.

El juez considera "demostrado que la trabajadora ha prestado y presta servicios en una unidad de funcionamiento permanente" desarrollando funciones cuya necesidad "es continua y estable", por lo que la relación laboral "es indefinida", con fecha de antigüedad de 1 de febrero de 2008.

Aunque el fallo no es firme, desde CCOO aseguran que el Hospital La Paz ha manifestado al comité de empresa que no recurrirá la sentencia ante el TSJM, según la misma fuente.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2017
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD