01-03-2016 / 13:00 h EFE

Apag Extremadura Asaja ha criticado hoy el "excesivo conservacionismo" medioambiental de la Junta debido a las limitaciones del decreto que regula la red ecológica europea Natura 2000 que, según denuncia, dificulta el desarrollo de las labores agrícolas y ganaderas en el campo extremeño.

En concreto, se trata del decreto 110/2015 del 19 de mayo, que regula esta red en Extremadura y que la organización agraria ya ha recurrido ante la Justicia pues, a su juicio, endurece, limita y restringe más la actividad en el campo al requerir un informe de afección para estas labores.

El presidente de Apag Extremadura Asaja, Juan Metidieri, ha pedido en rueda de prensa que las medidas medioambientales del Ejecutivo regional se adopten tras negociar con los agricultores y ganaderos, y "no como ha pasado con los proyectos de reestructuración, que cambia las normas de juego a mitad de partido".

"Es algo inaudito que tengamos que estar poniendo nidos para los cernícalos primilla", ha manifestado Metidieri, quien ha explicado algunas de las denuncias y sanciones que "diariamente" llegan a la organización.

En este sentido, ha dicho que en la Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) del Complejo Lagunar de La Albuera (Badajoz), de unas 36.000 hectáreas, para los nuevos proyectos de reconversión y reestructuración se obliga a los agricultores a colocar nidos a 4,5 o 5 metros de altura, una medida medioambiental "fuera de toda lógica y de todo sentido común".

Por otro lado, ha denunciado que se les sanciona "simplemente" por dejar los envases de productos fitosanitarios entre 24 y 48 horas tras el tratamiento, teniendo que llegar a afrontar multas de hasta 300.000 euros, algo que "asusta".

A su juicio, las políticas "sobreproteccionistas" de la Consejería de Medioambiente están llevando al abandono de muchas explotaciones como, ha explicado, ocurre en la pacense Campiña Sur, con cereales llenos de hongos, plagas y enfermedades por medidas "sin razón".

En este sentido, ha abogado por una medida "más natural y sencilla", el fuego controlado y utilizado de manera racional, que conlleva la limpieza y la generación de buenas cosechas y no sólo por la lucha con tratamientos de productos químicos.

Para el presidente de Apaga Extremadura Asaja este conservacionismo "sin sentido" de la Consejería no busca la compatibilidad de la agricultura y la ganadería con el medioambiente, sino que los enfrenta.

"Hay que dar un giro hacia el sentido común y la realidad de los problemas para que seamos capaces de tener un verdadero medioambiente como es nuestro campo extremeño y no un nuevo medioambiente que es hacia donde nos están conduciendo", ha afirmado.

Ha criticado además que en la reestructuración de cultivos en espalderas se les obligue a plantar dos líneas de cepas en vaso en todo el perímetro de la parcela, al tiempo que ha lamentado que diariamente estén recibiendo sanciones por poda de encinas.

La Red Natura 2000 en Extremadura representa el 30,3 % de la superficie regional (1.264.288 hectáreas) y está integrada por 71 Zonas de Especial Protección para las Aves (ZEPA), que suponen 1.102741,9 hectáreas, el 26,5 % de la región; y 89 Lugares de Importancia Comunitaria (LIC) declaradas Zonas Especiales de Conservación (ZEC), que abarcan 934.118,8 hectáreas, el 22,4 % del territorio extremeño.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Junio 2017
L M X J V S D
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD