19-09-2013 / 16:03 h EFE

El Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín ha comenzado hoy a realizar recambios valvulares aórticos mediante prótesis sin suturas a pacientes con insuficiencia aórtica o estenosis aórtica, una técnica que acorta la cirugía y reduce los riesgos quirúrgicos.

Para profundizar en esta técnica, el centro hospitalario celebra unas jornadas formativas en las que cuenta con la presencia del jefe del Servicio de Cirugía Cardiovascular del Institut Montsouris de París, el doctor François Laborde, el primero que utilizó esta técnica hace siete años en la capital francesa.

Laborde ha impartido una sesión práctica en el quirófano experimental de la Unidad de Investigación y ha realizado una cirugía junto al jefe del Servicio de Cirugía Cardiaca del Negrín, Juan José Feijoo, en concreto a una mujer de 69 años, aquejada de estenosis valvular aórtica.

Feijoo ha destacado a los periodistas que durante hoy y mañana serán intervenidas con esta misma técnica otras dos mujeres, que superan los 70 años, al tiempo que ha resaltado la coincidencia de que las primeras pacientes tratadas con esta enfermedad sean mujeres, ya afecta por igual a los dos sexos.

El cardiólogo ha recordado que las enfermedades de las válvulas aórticas pueden ser abordadas con una cirugía de recambio o, también, de forma paliativa con la implantación de una prótesis de forma percutánea.

La técnica que ahora se introduce en Gran Canaria consiste en el reemplazo de la válvula dañada por una prótesis autoexpandible, a través de un "stem", de manera que no precisa puntos de sutura para fijarse, acorta el tiempo de la cirugía de 50 a 15 o 20 minutos y, además, implica menores riesgos para el paciente.

El Servicio de Cirugía Cardiaca del Doctor Negrín prevé realizar unas 30 cirugías anuales de recambio valvular mediante prótesis sin suturas, un tratamiento para pacientes a los que hasta la fecha, debido a su avanzada edad o a la gravedad de las lesiones, no se recomendaba una intervención con cirugía abierta.

El recambio valvular aórtico se realiza a pacientes con insuficiencia aórtica, un trastorno de la válvula aórtica caracterizado por el reflujo de la sangre, y a pacientes con estenosis aórtica, en la que se produce un estrechamiento de la válvula.

Entre el 2 y el 7 por ciento de la población europea mayor de 65 años presenta estenosis aórtica, una enfermedad que en más del 80 por ciento de los casos se produce por la calcificación de la válvula.

Feijoo ha subrayado que esta técnica ya se ha implantado en unos mil casos en el mundo, más de 200 a cargo del doctor Laborde, y que su uso se ha extendido por los beneficios que tiene para la calidad de vida del paciente y, también, porque el precio inicial, de 10.000 euros, se ha reducido a la mitad.

El jefe de Cirugía Cardiaca del Negrín ha asegurado que las prótesis biológicas -pericardio bovino, entre otros- tienen, además, a su favor que no precisan del uso de anticoagulantes, aunque en contra está su duración, ya que se comienzan a deteriorar a partir de los 15 años.

Por ese motivo esta técnica sin sutura está recomendada para personas enfermas con más de 65 años, ya que, cuando tengan 80 años, el corazón podría soportar el ritmo de actividad propio de esa edad.

 
Noticias relacionadas

PUBLICIDAD
<< >> Julio 2017
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
Lo último...
PUBLICIDAD